•   Ciudad del Vaticano  |
  •  |
  •  |
  • EFE

La Pontificia Academia de Ciencias organiza los días 7 y 8 de febrero la "Cumbre sobre Tráfico de Órganos y Turismo de Trasplantes" que contará con participantes de más de 40 países de los distintos continentes.

El objetivo de esta cumbre es concienciar a nivel global del "alcance y la gravedad de este drama actual" y a la vez "sentar las bases para hallar soluciones adecuadas, basadas en la dignidad humana, la libertad, la justicia y la paz", según un comunicado del organismo.

Estas dos jornadas reunirán en la Casina Pio IV del Vaticano a ponentes procedentes de distintos países como México, Costa Rica, Nicaragua, Colombia, Argentina, Brasil o España.

Ante todo, tratará de ser una cumbre global y por ello reunirá a participantes de los distintos continentes, de países como Egipto, Irán, Catar, Siria, Reino Unido, Alemania, Rusia, Polonia, Turquía, Pakistán, India, Sri Lanka, Camboya, China, Japón o Indonesia.

La Pontificia Academia de Ciencias lamenta en un comunicado que "el tráfico de órganos viola los principios de justicia, equidad y respeto de la dignidad humana".

Lo hace, prosigue la nota, "en tanto engloba no solo la venta de órganos, sino que también se ha convertido en una forma de la esclavitud que explota a trabajadores en condiciones de servidumbre, poblaciones migrantes, refugiados que huyen de los genocidios que se cometen en sus países de origen, prisioneros ejecutados y menores: en una palabra, a los desposeídos y los excluidos".

"Consciente de este drama, el papa Francisco ha puesto como uno de los objetivos de su pontificado erradicar esta nueva forma de esclavitud", agrega.

Por ello, esta cumbre tratará de "dimensionar el amplio alcance de esta problemática, con testimonios directos de los asistentes provenientes de países con servicios de trasplantes en todo el mundo,".

Además, los participantes firmarán una declaración conjunta que será "difundida a nivel mundial" y que buscará comprometer a actores relevantes y con interés en el tema, como funcionarios estatales, fiscales o jueces y periodistas, para influir a largo plazo en la lucha contra el tráfico de órganos.

Finalmente, la cumbre intentará comprometer a las autoridades sanitarias para lograr que se prohíba el tráfico de órganos y sea declarado una forma de la esclavitud humana.

Entre los participantes, estarán la médica española Beatriz Dominguez-Gil, de la Organización Nacional de Trasplantes, el director de la Escuela de Medicina de la Universidad Panamericana, el mexicano Gregorio Obrador Vera, el doctor Alexis García López, de Nicaragua, el médico colombiano Alejandro Niño Murcia o el argentino Gabriel Gondolesi. 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus