• Jun. 21, 2017, media noche

Este mes he estado pensando mucho en el rol de los papás, y me faltaba compartir sobre la importancia que tienen en las vidas de sus hijas. Yo sé que en sociedades como la nuestra, a veces los papás sienten que todo lo que tenga que ver con las hijas es asunto de las mamás, y ponen cierta distancia en la relación con ellas; a algunos hasta les cuesta demostrar afecto. Considero que la presencia cercana del papá contribuye enormemente con la seguridad, autoestima, y el carácter de las hijas. Establecer un canal de comunicación con ellas ahorrará muchos “dolores de cabeza”.

Yo he tenido una relación cercana con mi papá. Me enseñó a bailar y a tirar al blanco, y aunque no heredé sus genes de bailarín, si tengo buena puntería. Cuando mis papás se divorciaron, me fui a vivir con él, entonces la relación se volvió más estrecha; cuando llegaban mis amigos a visitarme, era cordial y trataba de interactuar con ellos, pero a veces tenía estrategias un poco extrañas para mandar “mensajes subliminales” a los muchachos que me visitaban; una vez se le ocurrió limpiar sus pistolas en la terraza de la casa...¡durante la visita!..

Como no tuvimos hijas, no tengo mucho que contar desde la perspectiva de mi hogar, entonces pedí ayuda a varias chavalas muy cercanas a mí, quienes inmediatamente se dispusieron a colaborar. Les pedí que me dijeran algo que sus papás han hecho por ellas y que las ha marcado positivamente. Algunas lo expresaron en forma de agradecimiento, otras como una reflexión.   

A continuación lo que dijeron:

“¡Osito, gracias por ser mi roca en todo momento y enseñarme que puedo llegar tan lejos como quiera!” Alessandra.

“A pesar de cualquier obstáculo, admiro cómo mi papá siempre mantiene su integridad, honestidad y humildad, dándonos el mejor ejemplo de lo que es ser un gran hombre. Anhelo llegar a ser una persona tan buena y correcta como él.” Melanie

“Pa, gracias porque me has nutrido con tu amor, paciencia y ternura. Que Dios te bendiga siempre, ¡Te amo!” Adriana

Papi, con tu humildad, nobleza, amabilidad y fe, me has enseñado lo que en realidad importa en la vida. ¡Te Amo! Elisa.

“Mi papá me enseña muchas cosas, pero algo que puedo destacar es su fe en Dios, su honradez y el amor tan grande que tiene a la familia. Lo amo y puedo decir que es el mejor papá del mundo.” Melissa.

“Mi papá me ha enseñado, por medio de su ejemplo, que incluso cuando te enfrentas a dificultades, lo más importante es tener esperanza y perseverar;  creo que mi determinación para lograr mis sueños viene de él.” Jazmín “Le agradezco a mi papá que siempre está presente y se interesa en mis necesidades; es un hombre generoso y servicial; no es perfecto, sin embargo, cuando comete un error sabe pedir perdón.” Marisol.

Al leer estas reflexiones podemos ver cuán valioso es que los papás estén presentes, expresen amor, sean ejemplo, motiven, muestren el camino a Dios y pidan perdón cuando cometen errores. 

Papás, pónganse las pilas, sus hijas también los necesitan; acérquense a ellas, sean cariñosos, construyan su autoestima, para que cuando les toque escoger el hombre con el que compartirán el resto de sus vidas, no se conformen con alguien menos de lo que ustedes han sido para ellas.

¡Feliz Día del Padre!

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus