• Ago. 5, 2011, media noche

Ya tenemos las elecciones orteguistas a la vuelta de la esquina y se puede decir que hay algunos avances positivos bajo el sol de la democracia: Gadea y Jarquín han subido puntos y todo señala que lo seguirán haciendo, en la medida que Alemán se desacredite con sus promesas imposibles y Ortega siga atacando a la iglesia. Y por el lado negativo, la oposición sigue fragmentada. Y mas triste, todavía, que un buen por ciento de nicaragüenses, sigan obcecados en reelegir a su patrón, como nuevo dueño de Nicaragua, este país mío, que si llegara a confirmar a Ortega, sugiero, desde ahora, cambiarle su flor nacional, el Sacuanjoche, por la Amorphusphallum Titanum, que nos vendría mejor.

Pero bueno hay estadísticas abajo, pero las hay también arriba; en los cielos. Y, sinceramente, no creo que Dios, su corte de Ángeles, y los héroes y mártires que vivan allá, sean “fans” irracionales de Ortega. Como, si lo son, los miles de borricos sabaneros que asistieron a la plaza el 19 pasado, camino al precipicio. Aunque después sean los primeros en enviar a sus hijos a Miami, huyendo del militarismo que traerá, por su propio peso, la alianza económica y política (por ahora) de los países del Alba, a la que luego seguirá la alianza de todos sus Cuerpos Represivos, Policía y Ejercito, a los cuales Ortega ya tiene dóciles, comiendo de su mano y listos para esa aventura.

El caso es que estas elecciones traen olor a peligro. No de agresiones físicas directas, por que ellos no son bobos para exponerse internacionalmente. Pero son los periodos de tiempo cruciales para el orteguismo, en los que aparecen, extrañamente, “enfermedades súbitas”, “cosas raras” o “muertes naturales” que siempre les suceden a los adversarios de Ortega. Heridas hechas con armas invisibles; jincones de alfileres, a sus figuras vudus, hechos en casa, o contratados, ya sabemos por quien. Como le paso al corazón de Herty Lewites, unos meses antes de las presidenciales del 2006, y la insólita coincidencia, de que en el pasado, solo han muerto diputados de las bancadas opositoras y hasta sus suplentes (lo que ha provocado, en su momento, un desbalance de fuerzas), pero ninguno de la bancada oficialista, pese a tener, también, gente de avanzada edad entre sus filas (?) Y desde ya les digo, que el que mas peligrara, en estos sufragios generales que se aproximan, será Edmundo Jarquín. A quien quiero pedirle se proteja lo que mas pueda, física y espiritualmente. Y a los cristianos en general, que lo mantengan en oración constante, para su buen amparo.

En la Biblia vemos que a Dios solo hay dos modos de llamarle su atención poderosa. Una, cuando un pueblo clama por justicia, agobiados por la opresión de los malos (Éxodo 3, 7) y dos, cuando se complace viendo la rectitud de sus hijos buenos (Job 1, 7). Y los nicaragüenses ya tenemos cumplido el primer modo. Solo nos falta llamar la atención de su mirada, mostrándole una actitud de cambio sincero en nuestras vidas, personal y social, orientándonos a su palabra. Por esto, en la medida que nos acerquemos a estos tiempos en los que tenemos que tomar decisiones sabias, debemos procurar nuestra pureza espiritual, a base de oración intensa, ayunos y sacrificios de la carne.

Para esto sugiero humildemente, que durante todo el mes de Octubre (el mes previo a las elecciones), hasta el día propio, el 6 de Noviembre, consideremos estas doce sugerencias o consejos (que ojalá se extendieran en nuestras vidas), que les pido lean con paciencia:

1.-Como una manera de neutralizar las energías inicuas, sobre usted, su familia y sobre nuestra población entera, asista regularmente a la iglesia cristiana de su preferencia o creencia. Pero si es judío, a su sinagoga; si musulmán pacifico, a su mezquita. Si Hare Krisna, su mantram, si budista, a sus ritos, etc. Pero atienda.

2.-Si usted no es creyente, del todo, no importa. Haga actos de nobleza con los necesitados. Inscríbase de voluntario en alguna beneficencia, que no sea del gobierno. Recuerde que muchos de los héroes y mártires que lucharon por la liberación de Nicaragua, no fueron cristianos, pero si, gente noble de corazón.

3.-No visite sitios prohibidos en el Internet, que en la soledad, le perturban su mente.  

4.-No se entretenga con video-juegos de guerra y violencia. Mire el caso de Noruega.

5.-No cometa ni practique abortos, que son insoportables ante los ojos de Dios

6.-Si usted es casado formalmente, o esta acompañado, haga el amor solamente con su esposa, esposo o compañero único. Procuren ser fieles. Sepan que cuando uno se acuesta con una persona lujuriosa, que acostumbra tener múltiples parejas sexuales, esa persona porta demonios por manojos. Que se le pasan a usted justamente en el momento del clímax (no por los fluidos), sino en el éxtasis. Cuando usted pierde brevemente la conciencia, se debilita y les abre su puerta dimensional.

7.- Absténganse de tener contactos homosexuales o lesbicos, si usted no lo es.

8.- No vaya a los casinos, que allí la gente maldice cuando pierde, o esta en trance casi hipnótico, jugando hasta lo que no tienen, sin importarles perder hasta el sustento de su familia. Y que si “ganan” es dinero maldito.

9.- No acuda a los espiritistas para hacer consultas, que estos trabajan con los espíritus de los muertos. Y estos, por cada “favor” que le hacen, le pasaran “un recibo” que usted pagara inexorablemente a la hora de su muerte.

10.- Pida la fortaleza de Dios y no confíe en la suya, que es débil. Recuerde que el Diablo es un ente tan poderoso, que para combatirlo, Dios tiene que enviar a sus Ángeles de mas alta jerarquía (a Miguel, Rafael) y aun así les resiste.

11.- Les ruego encarecidamente, no asistir a “festivales” y demás concentraciones orteguistas, que allí es donde usted se contagia de confusión, irracionalidad, intolerancia y violencia para con los demás, y hasta con los miembros de su propia familia.

12.-Una exhortación. Votemos masivamente, en estas elecciones generales, por el (o los candidatos) que favorezcan las elecciones rotativas en nuestro país; por los derechos humanos y civiles sin restricción alguna. Por los que promueven la armonía, la cooperación y la paz con el resto de naciones.

Hagámoslo, que Dios bendecirá abundantemente nuestras acciones por que son sacrificios que traen recompensa de amor, que usted vera y experimentara, en su propia vida, y en la de toda la nación que amamos.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus