24 de noviembre de 2008 | 07:24:00


Consumidores piden suspender envíos de mensajes de texto
| END

Alertan estafa en sorteos con celulares Claro y Movistar


* Red de Consumidores enumera múltiples violaciones a la Ley 182
* Empresa revela que sólo presta su plataforma para que otros hagan el sorteo
* Nadie conoce a ganadores, sólo nombres de empresas que compiten con ventaja

Nery García y Oliver Gómez | Contacto

Alertan estafa  en sorteos con celulares Claro y Movistar
Imagen
ÓSCAR CANTARERO / END.- Guillermo Ramírez muestra el mensaje de texto que le envía Claro para invitarlo a jugar en esta promoción, de la cual después no se puede salir hasta que agotan su saldo.


comentar

Noticias eMail

Reciba gratis el informe de las principales noticias en su correo electrónico

De “estafa y publicidad engañosa” calificaron los miembros de la Red Nacional de Defensa de los Consumidores (RNDC) las promociones que promueven las dos operadoras de telefonía celular de nuestro país entre sus clientes, por las diversas omisiones, sorteos irregulares y denuncias recibidas en sus oficinas. Ellos llamaron a los usuarios a que eviten participar en estas rifas hasta que ambas compañías no aclaren una serie de situaciones sospechosas, y que los directivos de Telcor brinden su versión al respecto.

“Pedimos a los clientes de Enitel-Claro y Movistar que dejen de participar en todos los supuestos sorteos que hacen con mensajería de texto (SMS) o llamadas, y si tienen alguna denuncia al respecto, que la dirijan a nuestro sitio web (www.rndc.org.ni) o directamente a nuestro teléfono”, dijo Gonzalo Salgado, coordinador de la RNDC, al referirse a la línea telefónica 222-4112.

Los casos son variados y las denuncias son amplias y documentadas, dijo Salgado, quien pide suspender la participación en estas rifas, porque la Red sólo velará y acompañará todas las denuncias previas a esta fecha, “para evitar malos entendidos, y por eso queremos el apoyo de los usuarios para que seamos todos los que empujemos este reclamo”.

Salgado lamenta que el Instituto Nicaragüense de Telecomunicaciones y Correos (Telcor) no intervenga en este asunto, y mucho menos la Lotería Nacional, como ente fiscalizador de todo tipo de sorteos a nivel nacional.

Deslindan responsabilidad
Y es que el pasado viernes, después de varias semanas de solicitar una versión de las empresas, una de ellas declaró que “no es responsable de la administración comercial, provisión de premios, ejecución y/o mecánica de participación” en estos sorteos, pues sólo “provee la plataforma tecnológica al integrador (organizador de la promoción), quien tiene a su cargo todos los aspectos de la misma”.

Uno de los casos que hasta ahora acompaña y denuncia la RNDC es el del señor Guillermo Ramírez, de 66 años, quien denuncia a la compañía telefónica Claro de cercenar sus derechos a través de la promoción “Envía Gana al 3113”, pues asegura que hay “omisiones en la publicidad” que violan la Ley Defensa de los Consumidores (número 182), algo que a criterio de la Red constituye un delito de estafa conforme al artículo 19.

Ramírez relató que la promoción consiste en enviar un mensaje de texto al número 3113 desde cualquier aparato Claro, pospago o prepago, con la palabra “Gana”, para acumular puntos y así tener la probabilidad de llevarse 200 dólares diarios y hasta un supuesto premio de 20 mil dólares mensuales.

Probando calidad
Asegura que antes de participar se comunicó al número 121 de servicio al cliente de Claro, en donde le informaron que cada mensaje cuesta 75 centavos de dólar más IVA (Impuesto de Valor Agregado). Entusiasmado por ganar y probar la calidad del supuesto sorteo, dijo, aprovechó su Plan de Post Pago que contrató hace tres años para iniciar a jugar.

“Yo hice cálculos de que si enviaba 150 mensajes a dólar cada uno eran unos 150 dólares (con IVA incluido). Entonces, podría ganarme 50 dólares (si resultaba ganador de un día)… En la noche, en un medio televisivo dicen los ganadores y me di cuenta de que no se gana nada conforme todos los cálculos”, comentó el afectado.

Recordó que el pasado ocho de octubre, EL NUEVO DIARIO publicó la lista de los ganadores, y revisó los nombres de cada uno de los afortunados. “Me pareció extraño, porque todos los beneficiados eran empresas o instituciones como Sacos de Nicaragua S.A., Polaris Energy Nicaragua S.A., las alcaldías de Managua y León, y la Distribuidora Nicaragüense de Petróleo S.A., entre otras que tienen tarifas especiales”, apuntó.

“Eso es engañoso”
“En mi opinión, eso (la promoción) es engañoso. Esto es fraude y sobre todo antisocial. Es un claro fraude porque estamos hablando de que están jugando con el pueblo, sin saber (la gente) que compitiendo con esas empresas no hay oportunidad de ganar, porque si yo gasté 150 dólares y no gane nada, ahora qué va a ganar la otra gente que le mete (a sus celulares) otras tarjetas más baratas”, se quejó Ramírez.

El señor decidió reclamar en las oficinas de servicio al cliente de Claro, en Altamira, el 14 de octubre pasado, donde le dijeron que “así es la promoción”, y que tenía que enviar más mensajes para poder ganar. Sin embargo, asegura que les argumentó que no puede haber competencia leal en una promoción que participan personas naturales y jurídicas por igual, y eso representa una publicidad engañosa.

En ese momento no hubo respuesta, por lo que decidió regresar el 21 de octubre a las mismas instalaciones para hacer su reclamo por escrito. Esa vez, según Ramírez, lo atendió una persona de nombre Bayardo Sánchez, “y me prometió una contestación en diez días, y cuando regresé (el 31 de octubre) me atendió otro señor llamado Julio Pérez, y me dijo que recibiría una contestación por escrita el cuatro o cinco de noviembre”.

Del timbo al tambo
Pero el cinco de noviembre, día en que Ramírez asevera haber regresado por una respuesta al mismo lugar, Julio Pérez, operario del centro de atención al cliente, ni siquiera le atendió, y entonces decidió buscar al licenciado César Sandino, Gerente de Atención al Cliente, para exponerle su situación. La licenciada Flor de María Dávila, Coordinadora del Área de Soporte y Reclamo, “me dijo que me denegaba verbalmente el reclamo, pero no me dio nada escrito, lo que es sospechoso”.

“Desde ahora le voy a decir que si usted quiere vaya a Telcor, porque se la vamos a denegar”. Esa fue la respuesta que recibió Ramírez de Dávila. No obstante, el afectado no claudicó, y otra persona, quien asegura que se identificó como subgerente de Claro, le recibió nuevamente el reclamo por escrito, pero todavía no ha recibido respuesta.

Atrapado y sin salida
También se quejó de que a pesar que mandaba la palabra “Salir” al 3113 o “Salir Gana” al mismo número, cuyo costo es de 75 centavos de dólar más IVA, para evitar que la empresa le siguiera enviando mensajes para incitarlo a seguir jugando a cada instante, en ningún momento dejaron de seguir enviando los mensajes. “Les envié (Salir Gana) en mayúscula y minúscula, con espacio, sin espacio y nada”, expresó.

Para colmo, el pasado 12 de noviembre le fue suspendido el servicio de telefonía sin ninguna justificación, algo que consideró como una represalia ante los reclamos insistentes, pues asegura que desde hace tres años ha cancelando a Claro sus recibos puntualmente.

“Pueden verificar que llevo tres años con Claro y ni una sola vez he tenido problemas por pago. Incluso, había factura de hasta 4 mil pesos y nunca me atrasaron y tampoco me llamaron que me van cortar el servicio. De manera arbitraria me quitaron el servicio”, dijo molesto Ramírez.

Red acompaña
Giovanni Salgado, miembro de la Red, explicó que han venido dando seguimiento a muchos casos, y desde el 21 de octubre revisan y acompañan la denuncia de Ramírez. De acuerdo con la Ley 182, “Claro cae en una omisión que produce perjuicio para los participantes de la promoción, ya que quedan en desventaja y faltan al derecho de la igualdad que expresa el capítulo tres, artículo 12 de la Ley de los Consumidores”, señaló.

Salgado recordó que en el artículo 12 se precisa literalmente que los consumidores tienen derecho a una información clara y adecuada sobre los bienes y servicios disponibles en el mercado, así como a “un trato equitativo y no abusivo” de parte de los proveedores de servicios.

Es por eso que la Red considera que esa promoción constituye un delito de estafa, pues según el artículo 19 de la Ley 182, se considera engaño cuando en cualquier información o publicidad comercial impliquen inexactitud, oscuridad u omisión, algo que a criterio de Salgado está presente en dicha promoción.

Violan ley
Añadió que Claro violenta el artículo 12 de la Ley de los Consumidores, que también precisa que los usuarios tienen derecho a exigir el cumplimiento de las promociones y ofertas cuando el proveedor no cumpla, pues en la “mecánica de la promoción”, publicada en la página web de la compañía (www.claro.com.ni), dejan claro que no asumen ninguna responsabilidad por errores técnicos, fallas u otras causas.

Esa información de Claro, según Salgado, deja al descubierto que si algún mensaje que quiere participar en la promoción no llegara a su destino por diferentes razones, el usuario automáticamente pierde su mensajes y su dinero, el cual es cobrado por la misma empresa y eso contraviene “la misma Constitución Política, que establece en su artículo 105 el derecho a un servicio de calidad”.

En una nota difundida el viernes por la Empresa Nicaragüense de Telecomunicaciones (Enitel), los ejecutivos aclaran que “ante alguna inquietudes de participantes de la promoción “Gana con Claro”, mediante el SMS 3113… Enitel no es responsable de la administración comercial, provisión de premios, ejecución y/o mecánica de participación”.

“Enitel solamente tiene la responsabilidad de proveer la plataforma tecnológica al integrador (organizador de la promoción), quien tiene a su cargo todos los aspectos de la misma, según reglamento que se encuentra publicado en pagina web”, reza la nota.

Anuncian demanda
Ante esta respuesta, un equipo de abogados de la Red se dispone a realizar una demanda en la Dirección de Defensa del Consumidor (DDC), adscrita al Ministerio de Fomento Industria y Comercio (Mific), y también ante las autoridades del Instituto de Telecomunicaciones y Correos (Telcor), por cobros injustificados, perjuicios económicos en contra de los consumidores, publicidad engañosa, entre otros elementos.

Además, anunciaron denuncias públicas al respecto, y esperan el apoyo de todos los consumidores. “Sólo pedimos el respaldo de todos los usuarios ante un problema que enfrentan todos.

Lo único que queremos es que dejen de participar de inmediato en todas las rifas por mensajería de texto y llamadas, y además, si han tenido problemas, que los denuncien en nuestras oficinas”, agregaron.

Suprema Corte liberó cobro de mensajes de texto en 2005

La mensajería de texto (SMS) entre aparatos de telefonía celular de todas las marcas, así como el bloqueo de llamadas o consultas al buzón, es considerada desde 2005 como un Servicio de Valor Agregado que no puede ser regulado por Telcor, pues así lo dictaron en ese año los magistrados de la Sala Constitucional de la Corte Suprema de Justicia (CSJ), que acogieron un amparo de los directivos de Enitel y dejaron en indefensión a los consumidores.

“Ha lugar al recurso de amparo interpuesto por la licenciada Agnes López Joaquín, en nombre y representación de la Empresa Nicaragüense de Telecomunicaciones (Enitel)”, reza la cédula judicial que fue notificada el 24 de febrero de 2005 a las autoridades de Telcor, la contraparte.

Los magistrados de la Sala, al pronunciarse en el caso respecto del “bloqueo de llamadas” que era cobrado por Enitel, y que Telcor pedía liberarlo, emitieron un fallo donde incluyeron que TODOS los servicios de valor agregado estaban fuera de la regulación y competencia de Telcor. En dicha disputa participó el ahora Procurador de la República, Hernán Estrada, en nombre de los consumidores.

Esa sentencia fue dictada considerando “que el servicio bloqueo de llamadas, en efecto es un servicio no regulado... y de ninguna manera puede confundirse con el servicio de telefonía básica”. Es decir, Telcor no debe interferir en tarifas asignadas a estos servicios, pero si en su calidad.

“No es un servicio esencial, sino una comodidad que se brinda al usuario para el control de llamadas desde su teléfono a ciertos números o destinos”, agregan los magistrados en su resolución, donde recuerdan que “el servicio de bloqueo de llamadas y su consecuente cobro, no es un servicio impuesto a los usuarios, derivado de la prestación del servicio de telefonía básica, sino que son los mismos usuarios quienes de manera voluntaria lo solicitan a la empresa proveedora”.

Esta sentencia suspendió tres disposiciones ordenadas por Telcor, en beneficio de los usuarios: los Acuerdos Administrativos 034 2004, 039 2004 y la Resolución Administrativa 169 2004. Estas disposiciones ordenaban a Enitel suspender el cobro mensual (en la factura) por el servicio de bloqueo de llamadas y establecían aplicar dicho cargo una sola vez cuando el usuario lo solicite, que sería de 40 córdobas.


Comentar este contenido




Compartir

Otras noticias en Contacto




Lo más popular



Lo más comentado

Idioteces

elnuevodiario.com.ni |

Hay un hecho: Román “Chocolatito” González es el mejor peleador del planeta en las...

15 Comentarios

Matones de cambista con trayectoria criminal

elnuevodiario.com.ni |

La Fiscalía acusó ayer en el Juzgado Séptimo de Distrito Penal de Audiencia de la capital, a...

13 Comentarios

HKND declara desierta licitación de carretera para el Gran Canal

elnuevodiario.com.ni |

El presidente del Consejo Superior de la Empresa Privada, Cosep, José Adán Aguerri , confirmó...

8 Comentarios

Kilómetro 4 Carretera Norte
Managua, Nicaragua
web@elnuevodiario.com.ni
Teléfono: (505) 2249-0499
PBX/Fax: (505) 2249-0700