•   Puerto España  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El exvicepresidente de la FIFA Jack Warner, en el centro del escándalo de corrupción en el ente rector del fútbol mundial, acusó este martes a Estados Unidos de doble moral y dijo que ese país no le garantiza un juicio justo.

El trinitario Warner afirmó que Estados Unidos no es "la jurisdicción apropiada" para resolver el caso contra los directivos de la FIFA "de manera justa", ya que es parte agraviada porque no obtuvo la sede de la Copa del Mundo de 2022 (atribuida a Catar, ndlr), en el editorial de su semanario Sunshine que será publicado el viernes.

"Hay que ser cuidadoso y preguntarse si Estados Unidos puede ser justo al tomar acciones contra un cuerpo internacional que siente que le fue injusto", señaló el exdirigente en el artículo, que fue adelantado a la AFP por el opositor Partido Liberal Independiente que Warner lidera en Trinidad y Tobago.

"Pese a lo que Estados Unidos desea hacer ver, si hubieran obtenido la sede, nunca hubiera existido la actual acritud legal", señaló Warner, acusado por fiscales estadounidenses de haber recibido 10 millones de dólares a cambio de apoyar la candidatura de Sudáfrica para el Mundial de 2010.

Warner, un millonario parlamentario de 72 años en libertad bajo fianza mientras espera una decisión sobre su extradición a Estados Unidos, asegurá que es inocente.

Afirmó no temer ir a una corte "extranjera, regional o local" para responder por los supuestos cargos, pero siempre que sea un proceso justo, lo que estima no conseguiría en suelo estadounidense.

Doble moral

En el artículo, en el que Warner fustiga a Estados Unidos por los recientes casos de racismo policial o por mantener en operaciones la cárcel de Guantánamo, acusó a Washington de una doble moral.

Mientras quiere procesarlo por presuntos sobornos, él y el dimitido presidente de la FIFA Joseph Blatter fueron recibidos por Barack Obama en la Casa Blanca, en medio de la campaña norteamericana para lograr la sede del Mundial 2022, recordó.

"¿Buscaba el presidente de Estados Unidos que el vicepresidente de la FIFA hiciera lobby por él o lo estaba 'sobornando' con una visita y una comida en la Casa Blanca? No lo creo", escribió Warner en el editorial.

"Nunca percibí a ninguna persona intentando sobornarme por mi voto", afirmó Warner, al recordar que también se reunió en otras oportunidades con el presidente ruso Vladimir Putin, el príncipe Guillermo o el expresidente estadounidense Bill Clinton.

"¿Todos me estaban ofreciendo un soborno?", se preguntó Warner. "La respuesta en todos los casos es no", señaló en el artículo a página entera, que está acompañado por fotografías de los encuentros que mantuvo con Obama, Putin y Clinton.

Con respecto al caso de Sudáfrica, Warner afirmó que "la sola imagen" de Nelson Mandela, quien estuvo a la cabeza de la campaña, fue suficiente para que el país africano obtuviera la sede del Mundial 2010.

Acusó a Estados Unidos de querer "dañar el legado de Mandela" al asegurar que la sede para Sudáfrica fue obtenida con sobornos.

Nuevas revelaciones y señalamientos de irregularidades contra Warner se han ido acumulando en días recientes.

El fin de semana, un exministro egipcio dijo que Warner pidió a su país sobornos millonarios a cambio de votos en el proceso de adjudicación del Mundial-2010, mientras que según la BBC el exdirectivo usó gran parte de los diez millones de dólares entregados por Sudáfrica en gastos personales y desvió 750.000 dólares destinados a las víctimas del terremoto de Haití a sus cuentas.

Cercado por las acusaciones, el expresidente de la Confederación de fútbol de América del Norte, Central y el Caribe de 1990 a 2011, amenazó a su vez con revelar una "avalancha" de secretos sobre la FIFA y Blatter.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus