•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Los Caciques del Diriangén salieron anoche del estadio Independencia más vivos que nunca. Sucumbieron 2-1 contra el Real Estelí en el partido de ida de la gran final del Torneo de Clausura del Futbol Nacional, pero quedó una sensación de que los visitantes pudieron haber hecho un poco más y volver a casa con tranquilidad.

El Real Estelí vivió un primer tiempo cálido, sin sentir perturbaciones, simplemente caminó en un sendero de tranquilidad, impuso su ritmo e hizo desesperar a la defensa de los diriambinos. Apenas en el minuto 13, Manuel Rosas marcó el 1-0 a favor de los norteños vía penal, después de una falta del defensor David Solórzano sobre el espigado Rudel Calero.

A Solórzano se le olvidó la experiencia, cometió un penal tonto, metió la pierna fuerte pero sin tocar el balón, derribando a Rudel que estaba preparado para ejecutar el disparo, sin embargo fue derribado en el área. Rosas tomó el balón, lo puso en el punto, aceitó su pierna izquierda y batió a Catún Mendieta, quien se tiró a su izquierda mientras veía que el disparo entraba al lado contrario.

Desperdician penal

Y cuando el Diriangén pasaba por complicaciones, asediado por los norteños, apareció una mano milagrosa para ellos. Sí, De Souza tocó la pelota con la mano al intentar despejar un centro, el árbitro José Ojeda no dudó en marcar la penitencia en contra del Real Estelí,  cobró José Luis Rodríguez y falló ante Justo Lorente, quien estiró sus manos hacia su derecha como un felino tapando el disparo del apodado “Puma”.

Dice un dicho que goles que no haces te los hacen. Poco después el Real Estelí no perdonó, Samuel Wilson con un remate de zurda clavó la segunda estocada al minuto 42. 

Parecía que los norteños completarían la goleada en la segunda mitad, sin embargo un gol de penal de Luis Peralta al 75´, dio vida a los Caciques que regresarán a su casa con la necesidad de ganar solamente 1-0 para levantar el título, porque ese gol de visitante puede terminar pesando mucho si logran aprovecharlo.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus