•  |
  •  |

ESPNDeportes.com

Los Tigres de Detroit anunciaron ayer que relevaron al vicepresidente y gerente general David Dombrowski de su contrato y promovieron en su lugar al cubano Al Ávila, quien se desempeñaba como principal asistente de Dombroswki.

Ávila, de 57 años, se convierte en el tercer latinoamericano que desempeña el rol de gerente general en una organización de Grandes Ligas.

El dominicano Omar Minaya ocupó el cargo con Expos de Montreal y Mets de Nueva York entre 2002 y 2010, mientras que el mexicoamericano Rubén Amaro hijo es el encargado de operaciones de beisbol de los Filis de Filadelfia desde el 2008.

“Me sorprendió el sábado cuando me llamaron para darme la oportunidad. Fue una sorpresa”, dijo Ávila en llamada telefónica con ESPNdeportes.com desde Detroit.

“Desgraciadamente, tenía muchos años con Dombrowski, pero creo que estoy bien preparado para el cargo”, agregó.

“Ya tengo 24 años en este negocio. He trabajado en Latinoamérica, en Estados Unidos, en diferentes capacidades; director de scouts, asistente del gerente, desarrollo de peloteros, en oficina, son 24 años de preparación para estas funciones”, dijo Ávila.

Mando total

En su comunicado, los Tigres informaron que Ávila supervisará todas las operaciones de beisbol y se reportará directamente al propietario Mike Illitch. El vicepresidente ejecutivo de operaciones de negocios, Duane McLean, seguirá supervisando los asuntos de negocios y también se reportará al dueño.

Dombrowski fue el gerente general de los Tigres desde el 2002, después de haber desempeñado esas funciones con los Marlins de Miami desde 1991, dos años antes del debut de la franquicia.

Bajo su mandato, Detroit avanzó dos veces a la Serie Mundial (2006 y 2012) y conquistó el banderín de la División Central de la Liga Americana en las cuatro temporadas anteriores, pero ocupa el tercer puesto este año con récord de 51-54.

No descarta pelear

Pese a que cambiaron al estelar zurdo David Price a los Azulejos de Toronto y al jardinero cubano Yoenis Céspedes a los Mets el pasado viernes y que el megaestelar primera base venezolano Miguel Cabrera está en lista de lesionados, Ávila cree que los Tigres no están jugando solamente para cumplir un calendario.

Ávila trabajó con Dombrowski en Miami y luego de una breve estadía en Pittsburgh en el 2002 se le unió en Detroit, siempre como el principal asistente. Es hijo del legendario cazatalento de los Dodgers de Los Ángeles, Rafael Ávila, y padre del cátcher de los Tigres, Alex Ávila.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus