•  |
  •  |
  • Edición Impresa

A veces las oportunidades llegan cuando menos se esperan. Eso le sucedió al chontaleño Dixon Flores (11-2-2, 3 nocauts), quien nunca se imaginó que tendría la oportunidad de disputar título mundial, pero la vida le sonrió y el próximo 15 de agosto intentará arrebatarle el cetro supermosca (115 libras) del Consejo Mundial de Boxeo (CMB) al mexicano invicto Carlos Cuadras (32-1-0, 25 nocauts).

Aunque las predicciones sobre su enfrentamiento con Cuadras son sombrías, él y su manejador Marcelo Sánchez han hecho todo lo necesario para cambiar una historia que apunta a finalizar con un final infeliz. Dixon no es favorito, pues peleará en territorio enemigo, en Sinaloa (México), y boxísticamente Cuadras le supera en todos los aspectos. Flores se aferra a su fe y preparación.

En ese sentido no puede quejarse, porque su manejador lo mandó 45 días a entrenar en Panamá. Regresando al país, se le ha tratado con las mejores condiciones en su preparación, incluso ayer llegó al gimnasio Róger Deshon, donde lo esperaba Gustavo Herrera, quien lo estará dirigiendo el día de la pelea.

El manejador de Flores decidió que Herrera se encargara de la dirección ese día del combate. Con tan pocos días, Herrera, que entrenó al tricampeón mundial Román González en su momento, tendrá este tiempo para analizar videos y ver qué estrategia puede ser conveniente para Dixon; el reto es difícil pero los milagros existen.

Condiciones óptimas

“Cuadras es un peleador muy inteligente, recorre mucho el ring. He trabajado en bloquearle los espacios, contragolpearlo y estar atento para meter mis ganchos; eso lo va a minar. El mexicano es muy peligroso arriba, pero no le gusta que lo toquen abajo porque se resiente. Soy un peleador muy técnico y estoy trabajando mis piernas para seguirlo durante toda la pelea”, comentó Flores.

“Estoy muy animado. Mi preparación ha sido de lo mejor, no tengo excusas, he tenido buen tiempo, estuve 45 días entrenando en Panamá y me siento en perfectas condiciones. Solo puedo decir que tengo un gran agradecimiento a Dios y al apoyo que he recibido de mi apoderado Marcelo Sánchez. Esta es la oportunidad que Dios me está dando, no voy a desaprovecharla, espero traer ese título a Nicaragua”, agregó el chontaleño.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus