•   Pekín, China  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El británico Sebastian Coe fue elegido nuevo presidente de la Federación Internacional de Atletismo (IAAF), al derrotar en la votación al ucraniano Serguei Bubka, favorito de las federaciones latinoamericanas, este miércoles en Pekín, en el 50º Congreso del organismo.

Tras el duelo entre dos leyendas del atletismo, en la que el británico se impuso al ucraniano por 115 votos a 92, Coe sucede en el puesto al senegalés Lamine Diack, de 82 años, que dejaba su cargo, al que había llegado en 1999.

“Nuestro deporte está en buenas manos”, dijo el senegalés Diack al pasar el testigo a Coe.

El exfondista británico, campeón olímpico de 1,500 metros en 1980 y 1984, cosecha su segunda gran victoria fuera de las pistas tras conducir la candidatura de Londres a la organización de los Juegos de 2012, derrotando entonces a la favorita París.

Llama a unidad

El británico basó su discurso de presentación este miércoles en un mensaje de unidad, recordando también el éxito en la organización de los Juegos de Londres de 2012, en los que fue el responsable.

“Esta puede ser mi última carrera; la decisión la tienen ustedes en sus manos. Quiero representar el atletismo en el movimiento olímpico y no al movimiento olímpico en el atletismo. Su lucha es mi lucha”, reveló Coe en el último intento de convencer a las federaciones.

“No hay tarea en mi vida en la que me haya preparado mejor, que pueda hacer mejor, con compromiso. Estoy en sus manos, si depositan su confianza en mí no los defraudaré”, había dicho.

Una de las primeras misiones del nuevo presidente será mejorar la imagen de un deporte en el que recaen sospechas de un dopaje casi generalizado. Coe defendía en su programa que la IAAF tenga una instancia dependiente de ella para la lucha contra el dopaje.

Según la cadena alemana ARD y el diario británico Sunday Times, que se apoyan en 12,000 análisis sanguíneos provenientes de una base de datos de la IAAF, un tercio de las medallas mundiales y olímpicas del medio fondo hasta el maratón entre 2001 y 2012 presentarían valores sospechosos.

Tolerancia cero

A tres días del inicio del Mundial, en la capital china, Coe dijo que su equipo será “vigilante” en su cruzada contra las trampas.

“Habrá tolerancia cero en el dopaje en mi deporte y mantendremos esto en el nivel más alto de vigilancia”, aseveró Coe.

El presidente saliente, el senegalés Lamine Diack, defendió en su despedida la labor realizada hasta ahora por la IAAF.

“Se nos pone en el punto de mira desde hace varias semanas sobre el dopaje. Todo lo que se ha hecho en materia de dopaje se ha hecho por el atletismo. Hemos sido determinantes en la creación de la Agencia Mundial Antidopaje”, señaló Diack.

Coe, que partía como favorito en una lucha que se anunciaba muy apretada, contaba con el apoyo de muchos países de Europa Occidental, de Norteamérica y el Caribe, mientras que Bubka contaba con el apoyo de los países africanos y latinoamericanos, con los asiáticos más repartidos.

En julio, Coe prometió distribuir entre las federaciones nacionales la mitad de los 44 millones de dólares ofrecidos por el COI como parte de los beneficios de los últimos Juegos Olímpicos, lo que daría unos 200,000 dólares a cada una de las 214 federaciones.

Juantorena, vicepresidente

Por su parte, el cubano Alberto Juantorena accedió a uno de los cuatro cargos de vicepresidente de la IAAF, al ser la cuarta candidatura más votada, entre siete aspirantes.

Juantorena, que hasta ahora era miembro del Consejo de la IAAF, recibió 111 votos favorables a su candidatura.

El cubano fue superado por Serguei Bubka (187 votos), que al ser derrotado en su lucha por la presidencia fue reelegido como vicepresidente, el catarí Dahlan Al Ahmad (159) y el camerunés Hamad Kalkaba Malboum (115).

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus