•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El periodista argentino Horacio Pagani, en uno de sus artículos de opinión que escribió para Clarín de Argentina, explicaba que en el futbol no había lógica que pudiera esgrimirse por antecedentes, presunciones, pronósticos, ni adivinanzas. Y es una realidad inequívoca, hace una semana se creía que el Walter Ferretti iba al Estadio Azteca de turismo; en el guión se había escrito que el América humillaría al equipo pinolero en su debut de Concachampions, pero este no se cumplió. Fue una derrota 0-1 con una demostración futbolística del Ferretti inesperada.

Sentado ayer en la mesa de presidio junto al comisionado Emilio Rodríguez en el Complejo Policial de Plaza El Sol, el técnico brasileño Flavio Da Silva cruza la barrera de conocimientos futbolísticos y hace de psicólogo sobre lo que los aficionados creen del Ferretti después de la derrota contra el América, no por el resultado, sino por lo que se vio en la cancha del Estadio Azteca.

“La gente piensa así: Motagua jugó contra el América y permitió 4 goles. Ferretti enfrentó al América y solo aceptó un gol, entonces el Ferretti va a ganarle al Motagua”, enfatiza y agrega esa famosa frase repetida constantemente por entrenadores y futbolistas. “El futbol no tiene lógica… Tanto así que nosotros hicimos un gran partido contra el América. Lo que tenemos que hacer es trabajar y con los pies sobre la tierra enfrentar al Motagua”.

Dudas en el once

El equipo titular que enfrentará al equipo hondureño este jueves, en territorio catracho, prácticamente no tendrá variantes respecto al partido contra los mexicanos. Las únicas dudas que tiene Da Silva son en el ataque, el colombiano Marlon Barrios es casi seguro que no juegue por molestias físicas. También el español-nicaragüense Dani Cadena tiene problemas, pero es posible que se recupere.

De no jugar Cadena y Barrios, en el once ingresaría Axel Villanueva o Javier Dolmus, este último parte con ventaja por su posición natural de delantero centro, Maycon Santana e Ulises Pavón lo acompañarían por los costados, resguardados por el Aladino y maestro de la orquesta ferretista, el mediocampista uruguayo Bernardo Laureiro. 

“Tenemos que ver cómo el Ferretti se va a adaptar en Honduras. El América jugaba con mucha profundidad, usando el juego aéreo, y se movían muy bien. El Motagua no es así, ellos juegan con un 3-5-2, con sus dos carrileros muy rápidos por las bandas y tiene muchas llegada por esa zona, hay que ver cómo nos comportamos contra un sistema así”, explica Da Silva.

“Vamos a correr más de lo que corrimos contra el América, por el tema de la altura aquí nos va a beneficiar. Podemos anular el sistema del Motagua y dificultarlos, porque vamos a tener ventaja, tendremos tres delanteros contra tres defensas de ellos, eso podría obligar a que retrasen a un hombre más. Contra el Motagua no nos podemos meter atrás. Hay que intentar salir, jugar, tener la posición de la pelota para contrarrestar la velocidad que tienen sus jugadores por las bandas”, afirma.

70 minutos tardó el América para anotarle un gol al Walter Ferreti en el Estadio Azteca.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus