•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La única intriga alrededor de las facultades que han encumbrado a Román “Chocolatito” González, es ¿qué tanto aguanta? No existe gran campeón sin resistencia a los terremotos, escribió el ganador de Premio Pulitzer Jim Murray, refiriéndose al increíble Muhammad Alí, capaz de sobrevivir a destructivos bombardeos para edificar algunas de sus más grandiosas victorias.

Cierto, su jab era deslumbrante, esas combinaciones de golpes relampagueantes, el cruce de derecha terriblemente dañino, y el manejo de sus piernas para cambiar de perfil, desconcertante, pero su resistencia casi granítica, sometida a prueba constantemente, fue el gran soporte para el atrevimiento de su boxeo y el complemento necesario de su gama de recursos.

El gancho zurdo que le asestó Frazier en 1971, derribándolo estrepitosamente fracturándole la mandíbula,  hubiera noqueado a cualquier otro; el golpeo de Ken Norton; las bombas que le dejó caer Foreman mientras se balanceaba en las cuerdas; y la parte media de los catorce asaltos disputados con Frazier en Manila, mostraron a un Alí construido con el mejor mármol.

Norman Mailer explica cómo Alí se preparó para asimilar el sufrimiento en sus dos peleas con Sonny Liston. No necesitó de eso, pero contrató a “Escopeta” Sheldon para que lo castigara y le permitiera comprobar su capacidad de recuperación.

¡Cuántas veces Alexis Argüello dependió de su resistencia al golpeo enemigo para estructurar victorias! Las combinaciones de Marcel, los ganchos de Rubén, el poder de Kobaysashi, los escopetazos de Escalera, el punch de Ganigan, no lo alteraron.

Hasta el propio Pryor se mostró asombrado desplegando toda su artillería por tanto tiempo.

¿En qué momento hemos visto a “Chocolate” ser sometido a un golpeo intenso y potente? No lo logró “El Gallo” Estrada pese a plantearle dificultades, y aunque Yaegashi conectó buenas manos, la asignatura quedó pendiente. Fue el propio Estrada quien soltó una seria advertencia: “Los golpes de mayor poder que he recibido, fueron los de Brian Viloria”. Y un buen golpe hace girar el planeta al revés. ¡Cómo nos asustamos cuando vimos caer a Alexis frente a José Torres!

Román domina magistralmente la geometría que se traza entre las cuerdas. Es un arquitecto del nivel de Calatrava, pero no lo hemos visto absorber castigo. ¿Será capaz Viloria de hacerlo atravesar por esa exigencia? Esa es una posibilidad ligeramente abierta si el pinolero se entrega a una pelea brava, el gran error de Leonard ante Durán en su primera batalla. El campeón menos golpeado entre los activos, ahora que Mayweather salió del escenario, puede manejar los hilos del combate con sus habilidades, pero el riesgo estará ahí, con Viloria tratando de arremeter a fondo, única forma de provocar un impacto.

¿Qué tanto aguanta “Chocolatito”? ¿Lo averiguaremos hoy o seguirá pendiente como una gigantesca intriga? Esperemos que suene la campana y se suelten los demonios.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus