•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La escasez de boxeadores categoría superligero (140 libras) hizo que Walter Castillo decidiera emprender el vuelo a Estados Unidos en busca de mejores oportunidades y bolsas más grandes. Ese mismo camino ha seguido el chinandegano Roberto Arriaza, un peleador de 147, dueño de una formidable pegada, pero con mucho por aprender todavía en el boxeo.

Arriaza viajó a Los Ángeles, California, con el mismo fin de Castillo. Según el pugilista, su apoderado Álvaro Uriarte es el que lo llevó a Estados Unidos, donde está entrenando de cara a un posible combate el 17 de diciembre en el evento Nocaut a Las Drogas que se realizará en Panamá. 

“Estoy con una gente de Óscar de la Hoya”, comentó Arriaza.  “Dios primero peleo en diciembre contra un mexicano o argentino en Panamá. He estado guateando aquí en un gimnasio de Artes Marciales Mixtas, Boxeo, y otras disciplinas, y se han asustado porque golpeo muy fuerte a peleadores de 150-170 libras”.

Oportunidad

Arriaza explicó que buscará hacer carrera en Estados Unidos. “No he firmado nada con nadie, después de mi pelea en diciembre veremos a ver qué pasa. Ahora estoy preparándome, creo que aquí voy a irme a Panamá”, aseguró el pugilista, campeón nacional de las 147 libras.

El chinandegano se fue a Estados Unidos con un récord de 10 triunfos (9 nocauts) sin derrotas. Su última pelea fue el 30 de enero, cuando noqueó a David Bency en el Centro de Convenciones del Hotel Hex. Arriaza es un muchacho con gran potencial, pega muy fuerte, y si cayera en buenas manos, quizás su futuro sea prometedor. 

Ciertamente en nuestro país ya no tenía rivales contra quien enfrentarse. El único era Edwin Palacios, y al leonés ya lo noqueó en tan solo un round. Se habló de una revancha con él, pero nunca se concretó. 

10 victorias (9 nocauts) sin derrotas es el récord de Roberto Arriaza en el boxeo profesional.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus