•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El lanzador nicaragüense Juan Carlos Ramírez sigue comprobando que es un luchador, alguien que no se da por vencido tan fácilmente.

Desde que fue firmado por los Marineros de Seatle en el 2005, Ramírez ha luchado por establecerse en el beisbol profesional, aprovechando un excelente armamento físico y una poderosa recta.

Ramírez, sin embargo, no ha podido hacerlo. Lo hemos visto con los Marineros en par de ocasiones en su carrera, con los Filis de Filadelfia con quienes ascendió a las Grandes Ligas en el 2013, con los Indios de Cleveland, los Diamonbacks de Arizona y desde el fin de semana se confirmó su firma con el legendario equipo de los Rojos de Cincinnati.

Cincinnati aseguró este martes la firma del primera base Brandon Allen, y los lanzadores Tim Melville, Dayan Díaz y por supuesto Ramírez, quienes firmaron contratos de ligas menores y recibieron las respectivas invitaciones para el campo de entrenamientos del próximo año. Ocasionalmente, JC se ha destacado en su corta carrera en las Mayores como relevista. Y los Rojos, tendrán que buscar el reemplazo del cubano Aroldis Chapman, quien está disponible para ser canjeado y está siendo buscado por otros equipos.

Obviamente, no se puede decir que Ramírez será el reemplazo de Chapman. Pero es un luchador y podría contar con una buena oportunidad para establecerse en el bullpen de los Rojos.

En su estadía con tres equipos en las Mayores, JC tiene un balance de 1-3 y efectividad de 6.42 en 38 relevos. Lanza un total de 47.2 entradas, con 26 boletos y 32 ponches.

Actualmente, Ramírez lanza con los Tomateros de Culiacán en la Liga Mexicana del Pacífico. El domingo se anotó en relevo la victoria de 4-3 lograda por su equipo sobre los Naranjeros de Hermosillo.

Sin incluir el partido de anoche, Ramírez tiene una victoria sin derrotas, con efectividad de 2.08 en 8.2 innings, en media docena de relevos, en los que todavía no consigue salvados.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus