•  |
  •  |
  • Edición Impresa

La Selección Nacional de Futbol de Nicaragua inició el año en el puesto 96 de la clasificación mundial de la Federación Internacional de Futbol Asociado (FIFA).

El combinado nicaragüense descendió cuatro puestos, pues según el ranking publicado el pasado mes la Azul y Blanco cerró su espectacular año 2015 en el puesto 92, una posición histórica.

Pese a descender, la selección pinolera logra mantenerse entre los cien mejores combinados del mundo, producto de las hazañas logradas el año pasado, mismo en el que los muchachos nicaragüenses, dirigidos por el costarricense Henry Duarte, alcanzaron la tercera ronda de las eliminatorias rumbo al Mundial de Rusia 2018, un logro sin precedente en el futbol nacional.

Sin embargo, lo más destacado de la Azul y Blanco fue salir del anonimato, cautivando con un juego que gusta e impresiona, mostrándose capaz de sorprender al planeta futbol, ilusionando a la afición nicaragüense. Ojalá estos muchachos no descuiden el nivel de juego mostrado a lo largo de un 2015 histórico y nos sigan impresionando.

A mantener el nivel

El técnico costarricense Henry Duarte manifestó a El Nuevo Diario en una entrevista vía telefónica que lo más importante, de ahora en adelante, es mantener el nivel alcanzado, multiplicando esfuerzos en busca de conseguir un puesto mejor.

“Aunque suene sumamente ambicioso, la idea para este año es alcanzar un puesto entre las 80 mejores selecciones del mundo”, confió, Duarte, bañado de seguridad y vestido de optimismo.

¿Cuánto se ha mejorado?

Recuerdan cuando la selección nicaragüense de futbol no tenía ningún significado y mucho menos representaba peligro para sus rivales, ¡que triste era eso! Llegaron a considerarnos “la cenicienta” de la región centroamericana, una de las más débiles del mundo.

Sin quererlo, el aficionado nicaragüense que seguía las aventuras de las selecciones de futbol pinoleras se fue acostumbrando a las derrotas, incluyendo las goleadas. También se fue adaptando a ver a su selección en los últimos puestos de la clasificación mundial.

¡Que difícil fue situarse entre las cien mejores! Lejos del 193 o del 191, puestos que alguna vez ocupó la Azul y Blanco.  Por ahora, la meta está clara: mantenerse ahí, tratando de no tropezar, enfrentando cada partido con estilo y con un futbol estratégico, para no perder el terreno conquistado. 

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus