•   Managua, Nicaragua.  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El 2016 ha empezado de gran manera para William España Solís, joven jugador del Juventus FC capitalino. A inicios del año pasado, William se unió a la juvenil especial del club y desde entonces no ha dejado de mostrar que tiene lo necesario para estar entre los grandes.

Tras su incorporación al equipo juvenil, no pasó mucho tiempo para que William debutara en la máxima categoría del balompié nacional. Sin embargo, no tuvo tantos minutos como hubiese deseado y hasta en el actual torneo de Clausura se ha posicionado como titular jugando de lateral, así lo ha hecho desde la fecha uno frente al Walter Ferretti.

William, quien usa el dorsal número 7, no ha tenido problemas para adaptarse al club, pues desde que integraba la juvenil fue aprendiendo la filosofía del grupo mayor y le ha ido bien desde entonces. “Me siento inexperto, pero me han dado confianza y conforme avanza el torneo voy adquiriendo experiencia”, cuenta.

 “Desde mis comienzos me han acogido, me han tratado como una familia, nos mantenemos unidos al vernos todos los días en la universidad y en los entrenamientos del club; de cada jugador se aprende algo diferente”, reconoció.

Mucho sacrificio 

Además de tener una carrera futbolística en ligero ascenso, William cursa tercer año de la carrera de Finanzas en la Universidad Centroamericana (UCA) y ha tenido que sacrificar muchas cosas para intentar cumplir su sueño en las canchas de futbol. “Te perdés momentos con tu familia, los domingos muchas familias salen a recrearse, pero si te toca jugar, tenés que prepararte para el partido, imaginate que miro más a mis compañeros que a mi mamá”, comenta entre risas y recalca que “la disciplina es importante”, al recordar que no falta a los entrenamientos del club a pesar de sus estudios. 

William se caracteriza por su velocidad y puede desempeñarse como extremo y lateral por ambas bandas, y el director técnico del Juventus FC, Óscar Blanco lo sabe: “Se integró al juvenil hace un año y lo hemos venido observando, no falta a las prácticas, es disciplinado, ha sido muy profesional, tiene mucho por dar y tiene la capacidad de dar grandes cosas, solo necesita adquirir mayor experiencia”.

En cuanto a su estilo de juego, William se sincera: “Doy todo en el terreno de juego, si hay alguna pelota a la deriva hago todo lo que sea para no darla por perdida”. El joven espera seguir elevando su nivel y aportar lo necesario para alcanzar las expectativas del club, pelear por un puesto en las semifinales del torneo en curso.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus