•  |
  •  |
  • Edición Impresa

En el 2013, los Medias Rojas de Boston, ganadores de 97 juegos, dominaron el Este de la Liga Americana con clara ventaja sobre Rays y Yanquis. Un año después, ellos terminaron últimos con solo 71 triunfos, un déficit alarmante de 26, y en el 2015 continuaron hundidos en el fondo del mar con balance de 78-84, pese a que el veterano David Ortiz, construido con acero inoxidable, registró su mejor campaña en estos últimos tres años con 37 jonrones, 37 dobles y 108 carreras empujadas.

Ninguna lágrima por la fuga del derecho Wade Miley, único ganador de más de 10 juegos en el 2015 con un total de 11. En Boston hay júbilo por el aterrizaje de David Price, un potencial ganador de 20 juegos y autentico líder de rotación. El representa “algo más” que el último astro monticular del equipo, el zurdo Jon Lester, ganador de 15 en la exitosa campaña del 2013, pero aún consiguiendo otro premio Cy Young, el aporte del zurdo Price, con el agregado de un bullpen consistente con la presencia de Craig Kimbrel, otra gran captura, y Koji Uehara, no será suficiente, si Boston no cuenta con la pólvora necesaria para ensayar un resurgimiento.

FUROR INAGOTABLE DE ORTIZ

Detrás de Ortiz, ningún bateador de 20 jonrones, ningún empujador de 90 carreras, solo Xander Bogaerts, un bateador de 196 imparables con 81 remolques, y Mookie Betts, quien disparó 174 cohetes con 18 jonrones, robando 21 bases. Así que si el golpeado Hanley Ramírez, Dustin Pedroia y Pablo Sandoval, quien se vio sumergido en la casi inutilidad de 10 cuadrangulares y 47 producidas, no reaccionan, los Medias volverían a quedarse cortos en sus pretensiones.

Se espera un avance de Jackie Bradley y que el cubano Rusney Castillo de 28 años,  reducido a 80 juegos con 5 jonrones, 29 empujadas y 253 puntos, responda a las expectativas que lo cobijaban cuando fue firmado. Se piensa que Chris Young, sacado de los Yanquis, quien fue contratado por dos años y 13 millones, sea útil como respaldo en los bosques. Betts cubrirá el sector derecho, Bradley el central y Castillo el izquierdo. Sandoval en tercera, Bogaerts en el short, Pedroia en segunda y Hanley Ramírez en primera, con Blake Swihart de 23 años, detrás del plato, y Ortiz como temible bateador designado.

LA ROTACIÓN Y EL BULLPEN

¿Quiénes junto a Price? El ganador de 18 juegos con Detroit y Toronto es una garantía al frente de la rotación, pero ni siquiera un ganador de 27 juegos como el Steve Carlton de 1972 evitó el hundimiento de aquellos Filis. Detrás de Price está Clay Buchholtz (7-7 y 3.26), Rick Porcello (9-15 y 4.92) y los ganadores de 10 juegos, el derecho Joe Kelly y el zurdo Eduardo Rodríguez. Otro zurdo, el cubano Roenis Elías, con 5-8 y 4.14 lanzando para Seattle, espera reclamar un poco de atención.

El bullpen tan esencial es fuerte. Esa combinación de brazos derechos, Craig Kimbrel, salvador de 39 juegos con 4 triunfos, ponchando a 87 en 59 entradas trabajando para los Padres, y Koji Uehara, 25 rescates y 2 victorias con Boston, da la impresión de ser un factor de seguridad en los cierres de juego, con Carson Smith sacado de Seattle y Junichi Tazawa, como eficaces contribuyentes. Por supuesto, se necesita que abridores y paradores se extiendan lo suficiente.

No se ve factible el avance de Boston a la postemporada.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus