•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Con poco o casi nada que perder y mucho por ganar,  Dixon Flores (12-3-2, 4 nocauts) buscará hoy un milagro en Inglaterra, esos que suceden escasamente pero que nunca se pueden descartar. El muchacho chontaleño apodado como la “Esperancita” se enfrentará hoy a Khalid Yafai  (17-0, 11 nocauts), un hombre acostumbrado a terminar los combates antes del límite y viejo conocido de peleadores nicas.

Dixon tiene argumentos para plantarle cara al inglés que tiene como principal sus ganchos potentes a la zona hepática. Yafai tiene mucha pegada pero nunca ha peleado contra un rival que se le mueva constantemente y no sea un blanco fácil. A eso debe apostar el nica, sería un pecado capital ser un blanco fácil o quedarse en el centro del ring y arriesgarse a intercambiar metralla, porque el inglés con un solo golpe puede aniquilarlo. 

“Tengo que ser inteligente, fajarme cuando sea necesario y tener mucha movilidad de piernas. Yafai pega fuerte, sobre todo con su mano izquierda, de eso debo cuidarme. Confío en que puedo ganar por mi preparación”, comentó Flores ayer tras superar la báscula marcando 114.3 libras, mientras que el inglés dio 115.

Verdugo de nicas

Yafai se ha convertido en un verdugo de boxeadores pinoleros. Herald Molina fue el primero en sucumbir ante el inglés de forma estrepitosa en septiembre del 2014, cayendo tres veces a la lona en solo dos rounds que tardó el combate. En noviembre del mismo año le tocó el turno al veterano Evert Briceño, quien aguantó toda la ruta pero soportó castigo a diestra y siniestra.

El 28 de marzo, Yafai se midió al nica que más resistencia le ha puesto, siendo el único ante el que no lució tan dominante y recibiendo golpeo. Su nombre es Cristofer González, considerado uno de los mejores prospectos del país y que asustó al inglés, perdiendo en una ajustada decisión unánime. La última víctima del inglés fue Aaron Juárez, quien fue a pasear a Europa perdiendo por nocaut en un asalto.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus