•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Hubo un momento en el que Winston Campos fue considerado un prospecto con proyecciones de convertirse en un futuro campeón mundial. El muchacho no es un mal peleador, tiene 23 victorias, tres derrotas, y dos empates, pero boxísticamente se ha quedado estancado. Y no es un tema de falta de combates, no, ha tenido actividad en el ring, el tema es que no creció más de lo que quizás se esperaba.

Aún es joven, tiene 23 años, puede mejorar si se lo propone o cae en otras manos. Su evolución más evidente la demostró en el 2012, año en el que enfrentó a José “Quiebra Jícara” Alfaro, llevándose un empate polémico que debió ser victoria para él, sin embargo, los jueces le despojaron del triunfo. En aquel entonces previo a ese pleito, Campos viajó a Panamá, donde cayó en las manos del fallecido Rigoberto Garibaldi hijo, regresó al país tras varias semanas de entrenamiento y la mejoría fue evidente. Pero a partir de allí se estancó.

Combate

Este viernes, Campos regresará a los entarimados para enfrentar a Nelson Altamirano en el combate estelar del cartel boxístico que organiza la promotora Nica Boxing, en el Centro Recreativo La Concha. Será su segundo combate este año en el que ya venció a Leonel Hernández por decisión unánime el pasado 12 de febrero. La cartelera también contará con la participación del prospecto Melvin “Melo” López. 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus