•  |
  •  |
  • Edición Impresa

El Atlético de Madrid y el Manchester City se clasificaron ayer para los cuartos de final de la Champions, aunque lo hicieron de manera muy diferente, ya que los españoles tuvieron que hacerlo en los penales y los ingleses no sufrieron en su estadio.

Tras 120 minutos de juego sin goles, Atlético y PSV Eindhoven se jugaron el pase en los penales y en una larga y emocionante tanda, Luciano Narsingh fue el único jugador que falló (en el 15º lanzamiento) y Juanfran clasificó a su equipo para los cuartos por tercer año consecutivo.

Tampoco hubo goles en Manchester, pero el City supo gestionar la victoria lograda en Kiev ante el Dynamo (3-1) para clasificarse sin sufrimiento para los cuartos, uniéndose a Real Madrid, Wolfsburgo, París SG, Benfica y Atlético.
La mala noticia para el equipo entrenado por el chileno Manuel Pellegrini fueron las lesiones de sus dos centrales titulares, el belga Vincent Kompany y el argentino Nicolás Otamendi.

Drama incluido

En un partido de más emoción que juego, el Atlético de Diego Simeone logró el pase a cuartos por tercer año consecutivo.

Pese a jugar en casa, el Atlético cedió la iniciativa al PSV en la primera parte, aunque las ocasiones de gol más claras fueron para los rojiblancos: Griezmann (15, 38 y 43) y Ferreira-Carrasco (40 y 43) pudieron haber adelantado a los locales antes de la pausa.

El equipo de Simeone lo siguió intentando en la reanudación y el defensa uruguayo José María Giménez, con un cabezazo alto (50) y el argentino Augusto Fernández, desde fuera del área (51), estuvieron cerca del gol.

Sin embargo, la mejor ocasión hasta ese momento fue para el PSV, con un disparo desde el interior del área de Locadia que desvió el esloveno Jan Oblak lo justo para que la pelota se estrellase en el palo (57).

A medida que el partido se acercaba a la prórroga, a los dos equipos les entraron los nervios, conscientes de que un gol daba el pase al equipo que marcase.

Fernando Torres, que había sustituido poco antes a Augusto, intentó sorprender a Zoet con una vaselina (75), pero el balón se fue alto y el arquero holandés detuvo después un disparo raso de Griezmann (82).

Torres, muy activo, volvió a disponer de una ocasión, pero su zurdazo lo desvió Zoet al palo (85) y la eliminatoria se fue al tiempo extra, donde el marcador tampoco se movió y todo se decidió desde los 11 metros, donde el fallo de Narsingh y el acierto de Juanfran dieron el pase a cuartos a los madrileños.

Kompany y Otamendi "KO"

En Manchester, el partido no comenzó bien para el City, que a los 24 minutos se quedó sin centrales por las lesiones de Kompany y Otamendi.

"Desafortunadamente, Kompany tiene una nueva lesión muscular y el miércoles (hoy) le haremos pruebas, aunque en este tipo de lesiones es un mínimo de un mes fuera", declaró Pellegrini.

Fue el único sobresalto para los ingleses, que se dedicaron a gestionar el 3-1 de la ida y evitar que el Dynamo pudiese meterse en la eliminatoria. De hecho, lejos de las llegadas que crearonsus rivales, no pasaron sustos mayores.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus