•  |
  •  |
  • Edición Impresa

El Sevilla, ganador de las dos últimas ediciones, y el Liverpool, un gigante de la historia del futbol europeo que no ha pasado por sus mejores momentos en la última década, se enfrentan hoy en Basilea en la final de la Europa League.

Será un duelo en la cumbre del palmarés histórico de la competición: el Sevilla es el equipo que más veces ha conquistado este torneo, 4 (2006, 2007, 2014 y 2015), mientras que el Liverpool está en el segundo escalón, con 3 (1973, 1976, 2001), igualado con los italianos Juventus e Inter de Milán.

Todos los títulos del Liverpool fueron cuando el torneo se denominaba Copa de la UEFA, por lo que los ‘Reds’ intentarán reverdecer sus viejos laureles. El presente del equipo de Anfield está lejos de sus glorias del pasado.

El último título de sus 18 de campeón de Inglaterra se remonta a 1990 y el último de los cinco de campeón de Europa a 2005. En estos últimos once años solo ha podido sumar a sus vitrinas la Copa de Inglaterra en 2006, la Community Shield (Supercopa inglesa) de ese mismo año y la Copa de la Liga de 2012.

Pasaje a Champions

En la Premier League recién terminada, el Liverpool acabó octavo, fuera de los puestos de Europa League, por lo que la final de Basilea tiene un espíritu de todo o nada para los ‘Reds’: fuera de Europa o un billete para la próxima Liga de Campeones.

El Sevilla, que acabó séptimo la Liga española, también busca ese pasaje para la Champions reservado al ganador de este torneo, pero al menos sabe que si pierde en Basilea está clasificado para la próxima Europa League.

El otro premio para el campeón de la Europa League será disputar el 9 de agosto en Trondheim (Noruega) la Supercopa de Europa, contra el ganador de la Liga de Campeones, que se decidirá el 28 de este mes con la final entre Real Madrid y Atlético de Madrid en Milán.

  • 4 títulos de Europa League ha ganado el Sevilla, siendo el máximo ganador de la competición.

En esta Europa League, el Liverpool tuvo muchos problemas en el inicio de la fase de grupos, encadenando tres empates en las tres primeras jornadas, pero luego pudo reconducir el rumbo y en las rondas de eliminación directa superó eliminatorias ante rivales muy complicados, como el Manchester United en octavos, el Borussia Dortmund en cuartos y el Villarreal en semifinales.

El Sevilla tuvo un camino con menos peligros. Los principales fueron el Athletic en cuartos de final, que superó en la tanda de penales, y el Shakhtar Donetsk en las semifinales. En el último fin de semana, los dos equipos dieron descanso a sus principales titulares de cara al gran duelo de Basilea. “Hemos hecho unos pocos cambios, once”, sonrió Klopp tras el empate 1-1 del domingo pasado en el terreno del West Bromwich.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus