•  |
  •  |
  • Edición Impresa

El astro Lionel Messi entrenó ayer por primera vez en conjunto con sus compañeros desde su llegada a la Copa América Centenario y apunta a volver contra Panamá mañana en Chicago (norte de Estados Unidos).

Tras su victoria inicial ante Chile por 2-1, el seleccionado argentino dirigido por Gerardo Martino practicó ayer por la mañana en el predio de la Universidad de Illinois, cerca del centro de la ciudad, constató un periodista de la AFP.

Messi, que desde su llegada a Estados Unidos el viernes pasado trabajaba en forma diferenciada aquejado por un fuerte golpe en la zona lumbar, se unió a sus compañeros por primera vez en el inicio del entrenamiento.

“Siempre es importante empezar ganando en un torneo como este. Espero estar listo lo antes posible para ayudar al equipo”, escribió el crack en un corto mensaje en su página Facebook tras el triunfo 2-1 ante el campeón Chile el lunes en Santa Clara (California, oeste).

Messi, que salió golpeado en un amistoso contra Honduras el pasado 27 de mayo, vio el debut en la Copa América desde el banco sin jugar ni un minuto por primera vez en un gran torneo desde el Mundial Alemania-2006.

“Leo siempre quiere jugar. Hoy está recuperándose a poco y esperemos que podamos tenerlo el viernes”, afirmó ayer el defensor Nicolás Otamendi.

Si Argentina gana ante Panamá en su segundo partido por el Grupo D de esta edición inédita de la Copa América, quedaría muy cerca de la clasificación para cuartos de final.

Martino completa su tropa

La ‘Albiceleste’ llegó a Estados Unidos con la “obligación” de borrar las frustraciones de los subcampeonatos en el Mundial de Brasil-2104 y el año pasado en Chile y saldar la deuda de 23 años sin títulos, desde la Copa América de Ecuador-1993.

“Siempre tratamos de ser conscientes que tenemos que ir partido a partido. Pero la mayoría dice que tenemos que tratar de conseguir un título para Argentina y esperamos que sea este”, indicó en ese sentido Otamendi.

Además de la clara mejoría del crack del Barcelona, otros dos jugadores importantes para Martino que llegaron lesionados a la Copa, el volante Javier Pastore y el delantero Ezequiel Lavezzi, ya entrenan desde hace unos días con sus compañeros.

En cambio, el mediocampista Lucas Biglia, titular indiscutido, continuó trabajando por separado y no llegaría al choque con los centroamericanos, que vencieron 2-1 a Bolivia en el debut.

Si Messi vuelve al equipo mañana en el estadio Soldier Field, saldría del once el volante Nicolás Gaitán, que cumplió con un buen partido contra Chile.

En cambio, Augusto Fernández seguiría ocupando el lugar de volante defensivo junto con el capitán Javier Mascherano, que ayer festejó 32 años.

Argentina cerrará la fase inicial contra Bolivia el 14 de junio en Seattle (noroeste). El ganador del Grupo D se enfrentará al segundo del Grupo C, que integran México, Uruguay, Venezuela y Jamaica.

Al respecto Otamendi descartó cualquier especulación sobre un rival más conveniente que otro en la próxima ronda: “Nosotros pensamos siempre en sumar de a tres, conseguir victorias”, concluyó.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus