•   Buenos Aires, Argentina  |
  •  |
  •  |
  • AFP

La trampa de las bolillas frías o calientes para manipular los sorteos de los grupos en un torneo de fútbol dejó de ser un rumor o una leyenda el lunes al confesar su existencia real el expresidente de la FIFA Joseph Blatter.

En declaraciones al diario La Nación, que le preguntó si es verdad el mito de "las bolas frías y calientes" en los bolilleros, Blatter dijo: "Claro que es técnicamente posible".

"No existen en la FIFA, pero fui testigo de sorteos, a nivel europeo, en los que eso sucedió. Pero nunca en la FIFA. Claro que se puede hacer, pero en mi caso jamás sucedió, jamás", declaró el dirigente involucrado en el escándalo de los sobornos que dejó un tendal en la cúpula del fútbol mundial.

Al ser consultado sobre cómo funciona exactamente el fraude, contestó: "Se ponen las bolillas antes en la heladera. La mera comparación entre unas y otras al tocarlas ya determina las bolas frías y las calientes. Al tocarlas ya se sabe qué hay".

El diario le recordó el sorteo "extremadamente benévolo para Argentina" en el Mundial de Brasil-2014 y le preguntó hasta dónde él podía influir, ante lo cual el exdirectivo suizo dijo que "sólo había una persona que tenía ese poder en Europa: (el expresidente de la UEFA) Artemio Franchi".

Franchi "lo hacía para el sorteo de los torneos de clubes. Yo no lo hice para el Mundial Argentina-78. Pero con mi magia lo hacía todo. Otra vez: es broma. El sorteo era limpio hasta el último detalle. Yo jamás toqué las bolillas, cosa que otros sí hacían. Claro, se las puede señalizar, calentándolas o enfriándolas".

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus