•   París, Francia  |
  •  |
  •  |
  • AFP

La selección suiza arrancó un punto ante Rumanía (1-1), este miércoles en el Parque de los Príncipes de París, un resultado que acerca a la 'Nati' a los octavos de final de la Eurocopa de Francia.

Los rumanos se adelantaron en el marcador con un tanto de penal de Bogdan Stancu (18) que se convierte en el primer jugador del torneo en anotar dos goles, y los suizos pudieron empatar en el segundo tiempo, con un disparo cruzado de Admir Mehmedi (57).

Suiza dominó el partido en el primer cuarto de hora y se procuró un par de ocasiones para avanzarse en el marcador, pero Haris Seferovic falló las dos antes Ciprian Tatarusanu (7 y 16).

Pero en la primera aproximación rumana al área suiza, Stephan Lichtsteiner cometió un penal absurdo al agarrar por la camiseta a Alexandru Chipciu que se encargó de tranformar Bogdan Stancu (18), engañando a Yann Sommer.

Poco después del gol, el capitán suizo Fabian Schär puso a prueba a Tatarusanu con un disparo desde fuera del área que el portero desvió a córner con la manopla (20).

Por la 'Nati' acusó el golpe del tanto y los rumanos tuvieron varias oportunidades para ampliar el marcador. Chipciu cruzó demasiado un disparo en el 25 y tres minutos después Cristian Sapunaru estrelló un remate en el palo de Sommer tras una falta lateral.

Poco a poco los helvéticos fueron recuperando el control y el lateral Ricardo rodriguez lo probó de lejos, pero su disparo fue a las manos de Tatarusanu (33).

 Premio a la insistencia 

Más clara fue la de Blerim Dzemaili, que cabeceó fuera un centro desde la derecha de Lichtsteiner (39), que tuvo la última de la primera parte, con un remate que paró el arquero de la Fiorentina.

El segundo tiempo comenzó con un susto para Suiza, ya que Johan Djourou estuvo a punto de meterse en su propia portería un centro del rumano Gabriel Torje (52).

Pero la 'Nati' encontró el premio a su insistencia y empató el encuentro con un disparo cruzado desde dentro del área de Admir Mehmedi (57).

Los suizos buscaron la victoria ante un rival que acusó el cansancio y Breel Embolo, que acababa de entrar en la cancha, no llegó por poco a cabecear un centro desde la derecha (68).

Tras el empate, en el último cuarto de hora, no obstante, los suizos no quisieron arriesgar, conscientes de que con cuatro puntos en dos partidos (sumando la victoria ante Albania 1-0) tienen prácticamente la clasificación para octavos en el bolsillo.

Los rumanos tampoco achucharon, sabedores de que si ganan a Albania en la última jornada también sumarán cuatro puntos y tendrán muchas posibilidades de clasificarse, ya sea como segundo de grupo o como uno de los mejores terceros.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus