•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

No hubo fuegos artificiales, como lo pronosticó Marcus Brimage, tampoco se vieron destellos de ataques consistentes que mantuvieran a los asistentes al borde de un estallido de emociones por ninguna de las partes. Aun así, Leonardo “Chimmy” Morales venció al estadounidense Brimage por decisión unánime sin brillo, dejando más dudas que certezas, la noche del sábado en el parqueo del Chamán Bar.

Lamentablemente la lona del octágono fue un desastre, parecía estar llena de jabón o haber sido elaborada con piel de delfín; los constantes resbalones de ambos peleadores opacaron lo que pudo ser un combate de ribetes espectaculares. Después de visitar el piso como fotocopiadoras, la inseguridad reinó en Brimage y Morales, dedicados más a manejar la distancia, sin correr riesgos por el pánico que les provocó el piso.

El nica, sumergido en una inactividad de 6 meses antes de su pleito de este fin de semana, jamás tuvo el control de la pelea. El primer asalto de los tres, que duró el enfrentamiento, fue un monólogo del estadounidense. Brimage no vino al país a especular, mostró pequeños, pero aplaudibles destellos de agresividad, velocidad de manos y una obsesión de imponer su tren de pelea como diera lugar.

En ese primer episodio se vio lo mejor de Brimage. Su mano izquierda entró al rostro del nica constantemente, moviéndose de forma lateral para no ser un blanco fijo. Comenzó el segundo asalto y los problemas de la lona empezaron a aparecer. 1, 2, 3 resbalones y los de asistencia tuvieron que entrar a intentar solucionar el problema, pasando toallas blancas en el piso, sin hacer mucho efecto.

El mejor ataque de Morales fue precisamente en este episodio, el nica conectó una de esas patadas de derecha a la cabeza que en otras ocasiones son mortíferas, el estadounidense cayó al suelo, parecía que se podía acerca el final, pero no, Brimage se levantó como un torbellino y se fue encima de Morales.

Al final los jueces dieron decisión unánime al nica. Fue el segundo triunfo consecutivo de Morales, quien está para dar más. 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus