•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Islandia, el Leicester de la Eurocopa, como le calificó el defensa francés Bacary Sagna, tras empatar con Portugal (1-1) en la primera fase y eliminar a Inglaterra en octavos (2-1), llega invicta a cuartos contra Francia, hoy en el Stade de France de Saint Denis, con un desafío mayor: eliminar a la selección local.

Será el segundo duelo islandés en el papel de David contra Goliat. Un país de 330,000 habitantes como visitante ante otro de 67 millones. Pero Francia llega con muchas dudas. Solo puede tranquilizarle el buen momento de Antoine Griezmann, quien marcó los dos tantos en la victoria contra Irlanda en octavos (2-1) y que lidera la tabla de goleadores de la Eurocopa con tres tantos, empatado con Gareth Bale y Álvaro Morata.

La selección de Didier Deschamps es una incógnita, tras un mediocre recorrido en la Eurocopa.

Antes de los apuros en octavos contra Irlanda no convenció con su juego en la primera fase, en que ganó con lo justo a Rumania (2-1), Albania (2-0) y empató con Suiza (0-0). Aunque Francia tiene la motivación de ganar el torneo en su casa, como hizo en la Eurocopa de 1984 y el Mundial de 1998.

“Islandia es un poco el Leicester de la Eurocopa. Es un equipo de calidad que no hay que subestimar. El peligro es Islandia y nosotros mismos. Somos capaces de hacer lo mejor, tenemos un estatus de favorito y lo debemos soportar. Tenemos ganas de hacer bien las cosas, pero tenemos que movilizarnos y estar atentos desde el arranque del partido”, señaló Bacary Sagna, lateral francés del Mánchester City, autor del centro que le permitió a Antoine Griezmann igualar transitoriamente el duelo con Irlanda por octavos de final, que acabó con triunfo 2-1 de los Bleus en Lyon.

Islandia es consciente que Francia será un desafío mayor al ya superado en octavos de final contra Inglaterra (2-1).

Islandia confiada

Uno de los dos seleccionadores, el sueco Lars Lagerbäck, aseguró que su objetivo sigue siendo ir “partido a partido, jugando el 100% de su capacidad”, para el encuentro “más importante que afrontó como entrenador”.

“Francia es un equipo potente, pero el nuestro también: va a ser un partido interesante en ese punto”, subrayó desafiante. “Lo más importante va a ser manejar la posesión del balón cuando lo recuperemos”, estimó Lagerbäck, quien no da mucha importancia a las bajas francesas forzadas por suspensión de Adil Rami y N’Golo Kanté.

  • Será el segundo duelo islandés en el papel de David contra Goliat. Un país de 330,000 habitantes como visitante ante otro de 67 millones.

Dadi Bodvarsson, delantero del Kaiserslautern, estimó que este partido será más complicado que el encuentro ante Inglaterra.

“Creo que va a ser más complicado. Francia juega con más ritmo y por eso será más complicado de defender. Juegan con mucho ritmo y son rápidos. Tienen individualidades peligrosas y tenemos que estar preparados para ello”, señaló.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus