•   Praia Grande, Brasil  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El delantero de la selección brasileña de fútbol y del Barcelona, Neymar, celebró hoy la decisión favorable a él proferida esta semana por la Audiencia Nacional de España por las supuestas irregularidades en su traspaso del club Santos al equipo español.

"Sólo se hizo evidente lo que nos imaginamos. Mi familia estaba muy tranquila al respecto, mi padre también. Sabíamos que no se había hecho nada malo y que todo estaba correcto", declaró el jugador al canal SportTV, de la red Globo, durante el torneo internacional amateur Neymar Jr's Five.

El atacante, que promovió el torneo patrocinado por la multinacional austríaca de bebidas energéticas Red Bull en la sede del Instituto Neymar, en la ciudad de Praia Grande, litoral de Sao Paulo, comentó que para su familia la "perturbación de las personas que no sabían de nada" era lo que lo que más le molestaba.

El juez de la Audiencia Nacional José De la Mata acordó el jueves el sobreseimiento de la causa interpuesta por el fondo DIS, uno de los antiguos dueños de parte de los derechos deportivos de Neymar.

De la Mata consideró que las conductas denunciadas en la querella interpuesta por el fondo DIS -los contratos de traspaso del jugador suscritos en 2011 y 2013-, si bien pueden tener "repercusiones deportivas, éticas y disciplinarias", no encajan en un procedimiento penal.

No obstante, el mismo día, la Fiscalía de la Audiencia Nacional no comparte el criterio de De la Mata, por lo que ha anunciado a Efe que recurrirá la decisión del juez directamente en apelación ante la Sala de lo Penal, sin esperar a que el juez resuelva su recurso en reforma. 

El fiscal José Perals, que calcula que el fichaje costó 83,3 millones de euros (unos 91,3 millones de dólares), cree que hubo delito de corrupción y de estafa a DIS por haber recibido sólo un 40 % de los 17,1 millones de euros (unos 18,8 millones de dólares) establecidos como precio de la transferencia.

En esa hipótesis, al fondo le hubiera correspondido ese mismo porcentaje pero de 25,1 millones de euros (unos 27,6 millones de dólares).

Perals argumentaba que el fichaje de Neymar se basó en dos contratos firmados en 2011.

El primero por el que el Barcelona pagaba por el traspaso 40 millones de euros (unos 44 millones de dólares) y le abonaba un sueldo de 36,1 millones de euros (unos 39,7 millones de dólares) en cinco años, pactado para 2014, año en el que el jugador dejaría de estar vinculado al Santos y DIS ya no tendría los derechos.

El segundo consistió en un falso contrato de préstamo por el que el Barça le pagaba diez millones de euros (unos once millones de dólares), pero en realidad se trataba de una remuneración anticipada para garantizar el fichaje. 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus