•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Jordan Pavón vive una temporada de ensueño con el equipo de sus amores, el Bóer. Atrás quedó el muchacho al que se le consideraba un prospecto en ebullición, con miras a convertirse en un bateador intimidante a nivel local. Ahora lo es, atrás quedaron las proyecciones, y sus números respaldan el gran momento que vive con el Bóer en el Campeonato de Beisbol “Germán Pomares”.

Pavón es actualmente el líder de jonrones del certamen con 19, dejando atrás su marca personal de 9, conseguida en el 2014. El muchacho está acariciando los .400 en promedio de bateo e impulsa más de 70 carreras, lo que refleja su valía y gran capacidad para producir carreras en los momentos oportunos. 

¿Cuál es la clave del ascenso de Pavón? Esfuerzo, enfoque y un poco más de determinación este año, mentalizado en crecer físicamente y hacer las correcciones necesarias en su mecánica de bateo. “Estoy entrenando fuerte. Me preparé en el gimnasio, eso me ha hecho ganar fuerza. En mi mente no está pegar jonrones, solo quiero ayudar al Bóer a ganar”, explica el jardinero central del conjunto capitalino.

“He hecho muchos ajustes. A veces cambio el calibre del bate, depende de cómo me sienta. He estado un poco más selectivo, soy más maduro. Hay días en que le tiro a pitcheos malo, pero al siguiente día voy con la mentalidad de no hacerle swings a esos lanzamientos. No puedo decir que soy un bateador consolidado, eso lo deciden ustedes (periodistas). Solo estoy haciendo mi trabajo y gracias a Dios me están saliendo bien las cosas”, agrega.

No escucha programas

Cuenta Pavón que sus buenos números le han acarreado comentarios fuera de lugar, en su contra. El pelotero prefiere mantenerse fuera de sintonía respecto a los programas deportivos televisivos y radiales, no quiere escuchar algo que lo desequilibre o le haga perder la paz y la tranquilidad.

“No pongo mucha atención a lo que se dice en los medios. No veo canales nacionales, ni la radio. Hace poco escuché decir que yo me dopo, entonces trato de evitar escuchar eso. Veo mucho Grandes Ligas, beisbol de Cuba, etc...”, dice el artillero. “Sí me sorprende llevar esta cantidad de jonrones, pero todo se debe a las buenas conexiones y la pelota con la que estamos jugando está más viva”. 

Aunque no está obsesionado con establecer marcas, Pavón es honesto y espera poder tumbar la impuesta por Dwight Britton en el 2014, quien conectó 22 vuelacercas, máxima cantidad de los “Pomares” desde su reanudación en el 2009. “Si Dios quiere podré superar esa marca. Mi meta es finalizar este año encima de .380, impulsar unas 100 carreras y conectar más de 20 jonrones”. 
 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus