•   Madrid, España  |
  •  |
  •  |
  • Tomado de AS

El Bernabéu vuelve a acoger el martes un partido, 100 días después, para celebrar su trofeo y lo hace con el aliciente de la reaparición de Bale y Kroos. Ante el Stade de Reims, Zidane les dará sus primeros minutos para que lleguen rodados al primer partido de Liga ante la Real Sociedad. El galés y el alemán regresaron al trabajo el pasado 6 de agosto tras llegar ambos a las semifinales de la Eurocopa.

Bale tuvo 30 días de vacaciones y Kroos 29, pero ninguno viajó a Trondheim porque sólo llegaban con dos entrenamientos. Ambos querían ir, pero fue el técnico el que tuvo que frenar su ímpetu para que pudieran prepararse bien para la temporada que espera (además de la Supercopa hay cuatro títulos más en juego). Eso sí, los dos fueron piezas claves para Zidane la temporada pasada y nada va a cambiar en un equipo con las únicas caras nuevas de Morata, Marco Asensio y Coentrao.

Retos

Con su puesto en el once de gala asegurado, arrancan la campaña con objetivos individuales por cumplir. Bale ha puesto el foco en evitar las lesiones. El año pasado sólo consiguió encadenar seis partidos seguidos lo que supuso que sólo jugó el 50,9% de los minutos posibles (fue el 13º que más participó del equipo con 2.381).

Sabe que si tiene más continuidad tendrá más fácil explotar su nivel y llegar al podio del Balón de Oro (ya está en el del premio UEFA). Kroos, por su parte, quiere recuperar el nivel de su primera campaña de blanco que tanto impresionó. El alemán fue el tercer futbolista que más jugó la temporada pasada (3.739) y quiere mantener su estatus en el equipo.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus