•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Chile buscará despejar dudas y volver a la senda de la victoria esta tarde en Santiago ante un Bolivia que tocó fondo, renació y ahora va por dar pelea en la clasificatoria sudamericana hacia el Mundial de Rusia-2018.

La derrota ante Paraguay en Asunción por 2-1 pegó fuerte en una afición chilena que en los últimos dos años se acostumbró a ganar, al igual que sus jugadores que fuera de la cancha siguen pidiendo respeto por su éxito en la Copa América-2015 y la Copa Centenario-2016.

Pero en la clasificatoria sudamericana las coronas no cuentan y así lo refleja la tabla de posiciones donde Argentina lidera con 14 puntos, apenas cuatro por delante de Chile que ocupa la séptima ubicación.

“Si logramos conseguir los tres puntos nos ponemos arriba en zona de clasificación y todos nos olvidaremos del partido pasado”, agregó Pablo Hernández, el argentino nacionalizado chileno que se perfila como titular.

Un triunfo que llegará si Chile logra “llegar con cantidad de jugadores” en ataque, pero “si nos apresuramos mucho a querer meter un gol, tendremos más imprecisiones”, y es lo que hay que evitar para frenar a Bolivia, comentó Pizzi ayer en la rueda de prensa previa al duelo.

La Roja llega con bajas en defensa con Gonzalo Jara lesionado y Gary Medel, zaguero de Inter de Milán, expulsado en el duelo ante los guaraníes.

Enzo Roco junto a Francisco Silva, ambos del Cruz Azul de México, estarían en la defensa.

Mientras que Cristopher Toselli mantendría su lugar en la portería, tras la ausencia del capitán y flamante golero del Manchester City, Claudio Bravo.

En la tarde se sumó la baja del delantero del Celta de Vigo Fabián Orellana por “una lesión del recto anterior del cuádriceps derecho, confirmada por imágenes, por lo cual queda fuera de la nómina”, señala un comunicado difundido por la federación local.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus