•   Managua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

En el juego que los Orioles de Baltimore derrotaron 11-2 a los Rays de Tampa Bay, el nicaragüense Erasmo Ramírez lanzó dos episodios en los que permitió dos imparables y una carrera sucia, otorgó una base por bolas y propinó dos ponches. Su actuación le permitió dejar su efectividad en 3.73.

El rivense apareció en la sexta entrada en sustitución de Danny Farquhar y se presentó con credenciales de dominante. El primero en enfrentarlo fue J. Hardy, quien se quedó con la carabina al hombro ante una bola rápida de cuatro costuras que se movía a 92 millas por hora (mph). Tras él también fue dominado por la vía del ponche Adam Jones, artillero que se fajó con un cambio de 84 millas sin poder conectar la bola. Fue Pedro Álvarez con su doblete 19 el que alteró el dominio de Ramírez, quien luego dominó en rola a la segunda base a Manny Machado.

En el séptimo, luego de dominar en elevados a los jardines a Mark Trumbo y Michael Bourn, el pinolero recibió imparable de Steve Pearce y le dio base por bolas a Matt Wietters. Tras ellos apareció en la caja de bateo Jonathan Schoop, quien con su batazo dentro del cuadro provocó un error de la defensiva de Tampa que propició una carrera. Tras ese apuro dominó nuevamente a Hardy.

Cheslor en blanco

Por su parte, Cheslor Cuthbert bateó de 3-0 en el juego que los Reales de Kansas City derrotaron 10-3 a los Mellizos de Minnesota. De esta forma el nica desmejoró su promedio ofensivo de .288 a .285.

En la segunda entrada el muchacho originario de Corn Island falló en línea al jardín central y en la quinta fue dominado por la vía del ponche. Más tarde, en el séptimo inning, fracasó en elevado al izquierdo y en su último chance, en el noveno episodio, recibió base por bolas.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus