•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Todos quieren estar adentro del Salón de la Fama del deporte pinolero. Quizá por la amplitud que se ha mostrado al abrir puertas, como se hará hoy en el Crowne Plaza recibiendo a diez nuevos miembros. Por la cantidad de gente que ha ingresado, da la impresión que hemos tenido un deporte robustecido, aunque el mérito se ha conseguido a través de la multiplicación de esfuerzos y el agrandamiento de agallas. No necesariamente el Salón y la Fama riman. Igual ocurre en Cooperstown y en Canastota. No hay forma de medir la fama, simplemente se capta, por su trascendencia o por la inmensidad de las cifras alcanzadas.Julio Sánchez entra al Salón de los inmortales como manager.

No hay algún pelotero más grande que Babe Ruth en Cooperstown. Alexis Argüello y Denis Martínez son lo máximo en nuestro Salón. Ninguno de ellos necesita de escrutinio. Pero los fuera de serie son pocos. Eso sí, estar en el Salón es un timbre de orgullo. Un boleto para jactarse.

“Soy miembro del Salón de la Fama”. Decir eso te hace crecer unas pulgadas, aunque vivamos una época en que las valoraciones se han vuelto más complicadas. Estar en el Salón ha sido, es y seguirá siendo un toque de distinción.

LAS NUEVAS CARAS

¿Quiénes entran hoy? Barney Baltodano, un pitcher derecho de gran control y sangre fría, nacido en Nagarote, quien llegó a ser uno de los escasos ganadores de 20 juegos lanzando para el equipo en que se engrandeció, los Indios del Bóer, siendo también de utilidad probada con la Selección Nacional. Como todo tirador sin el poder suficiente para ser intimidante, dependía de su astucia, del movimiento imprevisible de sus disparos en busca de desequilibrar al bateador enemigo, pero transmitiendo confianza. El anuncio de “Hoy tira Barney” era tranquilizante para la gigantesca barra india. Agreguen su comportamiento, siempre respetuoso, a distancia de las dificultades, exigiéndose a sí mismo.

Apolinar Cruz. Lo vi hace poco. Continúa abrazado a esa humildad cultivada en el campo. Un artillero de ferocidad oculta, solo mostrada cuando, rechinando sus dientes, terminaba de desarrollar un swing escalofriante para el pitcheo contrario. Alcanzó su mayor notoriedad con aquel Cinco Estrellas súper ofensivo y se instaló en la alineación de la Selección Nacional. Daba la impresión de mirar hacia la nada mientras se concentraba avanzando hacia el plato. Pese a su poder destructivo, trataba de cuidar la zona de strike, lo cual le permitió conseguir buenos porcentajes. Como Barney, preocupado por su comportamiento, fue un ejemplo de conducta.

Algunos de los batazos más largos que he visto en este beisbol los fabricó Apolinar.

SÁNCHEZ Y MAURICIO

Jorge Luis Ayestas (izq.), uno de los mejores basquetbolistas de Nicaragua.Julio Sánchez. Entra como manager, pero con el sólido respaldo de su currículo como pelotero de bravura inclaudicable, capaz de haber firmado páginas inolvidables, entre ellas, la de su jonrón contra Dominicana en la conquista de la Medalla de Plata, en Caracas 1983… Desde 1995 incursionó en el peligroso campo minado de la dirección de la Selección Nacional, después de haberse mostrado al frente de equipos. Todos los conocimientos cultivados como pelotero y el aprovechamiento de sus relaciones alrededor del compañerismo le sirvieron de soporte para la conquista de cuatro títulos nacionales y uno en el beisbol profesional.

Mauricio Cruz, un futbolista que funcionó como centrocampista total, siguiendo las huellas de Pedro José “Peché” Jirón. Llamaba la atención su visión panorámica y su destreza para el manejo de complicaciones, tanto en el Diriangén como en la Selección Juvenil y en la Mayor. Nacido en Diriamba, consiguió brillar en el futbol hondureño siendo incidente, obteniendo suficiente respeto por su calidad. Pienso que Mauricio tiene sitio como jugador de enlace y proyección ofensiva en cualquier equipo ideal de cualquier época. Pude disfrutar de su gama de habilidades.

DEPORTES DE COMBATE

No sé de karate, pero sé mucho del esfuerzo que se realiza para saltar a la notoriedad con autoridad, y en eso se graduó Emmett Lang Valle, combinando sus estudios en México y su trabajo en Holanda, con la dedicación ateniense para mantenerse en crecimiento como karateca.

El hijo de Tita y de Emmett, nunca se detuvo para asumir retos y tomar responsabilidades mientas se construía como un gran competidor en diferentes eventos internacionales. Los que conocen ese deporte consideran su ingreso merecido, junto con el Carlos Delgado en taekwondo, un fiero batallador que fue un ganador constante de medallas en eventos caseros, ganando a pulso el derecho a representar a Nicaragua, incluso en Juegos Olímpicos.

  • No hay algún pelotero más grande que Babe Ruth en Cooperstown. Alexis Argüello y Denis Martínez son lo máximo en nuestro Salón. Ninguno de ellos necesita de escrutinio.

No es común ver entrar al Salón pinolero a dos basquetbolistas, pero Jorge Luis Ayestas y Wesley Savery lo han hecho posible. Ambos comenzaron a ser visibles desde muy temprano, y con una fe inquebrantable en poder desarrollarse lo suficientemente rápido asimilando enseñanzas de diferentes entrenadores. Aprovecharon su presencia en equipos juveniles para mostrar sus capacidades y dar el salto hacia mayores compromisos, llegando a destacar no solo en torneos internacionales, como los “Ulloa”, sino más allá de las fronteras, dejando constancia del nivel de competencia que consiguieron.

RECONOCIMIENTO A OSVALDO

Hay un reconocimiento póstumo al dirigente Alejandro García, un chontaleño que entregó sus aportes para beneficio del deporte nacional, siendo al mismo tiempo un ejemplo de rectitud. Y finalmente, el ingreso como personalidad del licenciado Osvaldo Gil Bosch, puertorriqueño, estrechamente vinculado con el beisbol pinolero por su larga y fructífera relación con Carlos García, quien falleció hace dos años un día como hoy. El presidente de más largo tiempo en la Federación de Beisbol de Puerto Rico, quien con la efectividad de su trabajo logró instalarse en la jefatura del Comité Olímpico de la isla, ha sido un combatiente de tiempo completo por la limpieza en el deporte mundial, cada vez más distorsionado por la lucha de intereses creados.

Con anterior presencia honorífica, Osvaldo ingresa hoy a nuestro Salón oficialmente, sintiendo que un trozo de su corazón, es nicaragüense.

El acto de hoy, organizado por el equipo de trabajo encabezado por Emmett Lang y el licenciado Iván García, se iniciará a las 9 y 30 de la mañana en el Centro de Convenciones del Hotel Crowne Plaza.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus