ESPN.COM
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

En otra velada especial para el boxeo en el Reino Unido, donde en la actualidad se realizan tantas peleas importantes, Jorge Linares (41-3, 27 KO), de 31 años y de Venezuela, viajó a la ciudad natal de Anthony Crolla (31-5-3, 13 KO) y ofreció una gran actuación en una pelea de formidable acción, en la que no solo le arrebató el cetro ligero alfabético al inglés, sino que también reivindicó el título lineal, ya que la mayoría los consideran los dos principales peleadores de la división de las 135 libras.

Es la segunda vez que Linares viaja a Inglaterra y obtiene un triunfo importante sobre un peleador inglés. En mayo de 2015 dejó fuera de combate a Kevin Mitchell en el décimo asalto de un combate candidato a la pelea del año, para retener el cinturón. Sin embargo, a principios del año, cuando Linares se lesionó la mano, fue privado del título y se convirtió en campeón “en receso”. No importa. Linares, quien también ganó cinturones en las categorías de peso pluma y superpluma, será ahora considerado como el mejor peso ligero del mundo.

Crolla, 29, quien estaba realizando su segunda defensa y enfrentándose a un excelente rival por cuarta pelea consecutiva, hizo un gran esfuerzo y presionó, sin embargo, no fue tan bueno como el hábil Linares, cuyas rápidas manos, alto nivel de rendimiento y destacado ataque al cuerpo le provocaron problemas a Crolla durante toda la pelea.

En ocasiones, parecía que Linares se estaba enfrentando a dos rivales porque el réferi inglés, Terry O’Connor, parecía favorecer a Crolla con la forma en la que estaba dirigiendo la batalla.

Constantemente interrumpía el ataque al cuerpo de Linares al indicar supuestos golpes bajos que no podría haber visto porque estaba fuera de posición. Después de un duro inicio, Crolla mantuvo el ritmo en el quinto asalto, cuando hizo que Linares retrocediera, y le ocasionó una herida sobre el ojo izquierdo.

Pero después llegó el excelente sexto round, candidato al round del año, en el que Crolla iba indudablemente ganando, antes de que Linares se repusiera para golpearlo violentamente con un derechazo y prácticamente lo detuvo al final del asalto con una serie de golpes a la cabeza y el cuerpo. Según dijo Linares, ese fue el round en el que se lesionó un nudillo de la mano derecha.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus