•   Managua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

Los equipos capitalinos Indios del Bóer y Dantos abrirán este viernes el telón del cierre del Campeonato de Beisbol Superior "Comandante Germán Pomares Ordóñez", en un desafío cargado de historia, pues, entre otras cosas, representa la revancha de aquella final de 1987 en la que la “Maquinaria Roja” aniquiló a su rival en el sexto partido de una serie pactada de siete.

La final de la VIII edición del Pomares, en la nueva etapa de este campeonato (2009-2016), podría ser la última que se dispute en el Estadio Nacional Denis Martínez, considerando que el próximo año estará listo el nuevo coloso en las inmediaciones de la Universidad Nacional de Ingeniería (UNI), que mantendrá el nombre del lanzador nicaragüense más laureado en las Grandes Ligas, ganador de un Juego Perfecto en 1991.

El Estadio Denis Martínez, fundado en 1948 con el nombre de Estadio Nacional de Nicaragua "Anastasio Somoza García", cambió de nombre en la década de los 80 a "Rigoberto López Pérez", en homenaje al poeta leonés que ejecutó al dictador Somoza García.

Tras soportar los embates del terremoto de 1972, el coloso fue reforzado en tres ocasiones, pero 68 años después de haber sido inaugurado, es improbable que su infraestructura pueda resistir otro movimiento telúrico de gran magnitud.

Antes de cerrar sus puertas y dejar de albergar los campeonatos de beisbol infantiles, juveniles, de Primera División y Profesional, el Estadio Denis Martínez servirá de escenario de una de las rivalidades más intensas en la pelota nacional, una serie entre el equipo “mimado” de la capital y el rejuvenecido Dantos que le robó el protagonismo en 1987.

Este viernes, a partir de las 6:00 pm, arranca la fiesta final por la supremacía del torneo, donde honor, historia y un título se conjugan para garantizar un verdadero espectáculo.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus