•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Andy Murray contra Milos Raonic y Novak Djokovic contra Kei Nishikori, cuatro de los cinco mejores del mundo, disputarán hoy las semifinales del Masters, ronda en la que sigue abierta la lucha por el número uno y el número tres del mundo al final de año.

Murray se quitó algo de presión al vencer al suizo Stan Wawrinka por 6-4 y 6-2 en 86 minutos, triunfo que clasificaba a Nishikori, y finalizar primero en la liguilla John McEnroe del Masters.

Ahora con 11.510 puntos, por 11.380 de Djokovic, ambos han finalizado esta primera fase con tres victorias, seis sets ganados y uno perdido (42 juegos ganados y 26 perdidos de Andy, y 44-24 de Nole) y siguen dependiendo de sí mismos y de sus fuerzas para alcanzar la final de mañana y dirimir ahí quién empezará el 2017 en lo más alto de la clasificación.

No obstante, Murray perderá 275 puntos el 28 de noviembre, correspondientes a la final de la Copa Davis 2015, por ende necesita ganar mañana, si Djokovic está en la final.

La victoria de Andy se produjo en la misma jornada que su hermano Jamie, junto con el brasileño Bruno Soares, certificaban matemáticamente el puesto de número uno por parejas a final de año, tras la derrota de los franceses Nicolas Mahut y Pierre Hugues Herbert en la liguilla del grupo Fleming-McEnroe, que cayeron contra el finlandés Henri Kontinen y el australiano John Peers, por 6-7 (5), 6-4 y 10-4.

Wawrinka aguantó hasta el séptimo juego del primer set, cuando una bola de revés de Andy tropezó en la cinta y el suizo no supo colocarla después, para fallar a continuación con su volea de derecha. Gracias a esa rotura, Murray se apuntó el primer set en 48 minutos.

Stan acabó maltratando sus raquetas doblando dos de ellas fruto de la frustración, porque al ceder contra Murray, no solo perdía la posibilidad de alcanzar las semifinales, sino también ceder en la lucha por el tercer puesto mundial, ahora con Nishikori y Raonic como pretendientes.

La moral del campeón del Abierto de EE. UU. quedó tocada y el británico se situó a continuación con 4-0 ganando cinco juegos consecutivos. Stan prácticamente desapareció de la pista azul del O2 londinense donde Murray acabó ganando como número uno y terminando la liguilla imbatido por primera vez desde 2008 cuando el Masters se disputó en Shanghai.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus