•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Saúl “Canelo” Álvarez llegó ayer a la Ciudad del Pecado con la espada desenvainada. Luego de tantas habladurías de Gennady Golovkin y su equipo, el peleador mexicano aseguró que la pelea del sábado 16 de septiembre es personal y por esa razón quiere liquidar a su rival por la vía del nocaut.

Álvarez, quien no es favorito en las apuestas para vencer a Golovkin, aseguró que la gente se dará cuenta de su talento y sabrá reconocer al mejor y agregó que espera una pelea de mucho dolor y sangre.

“He tenido muchas peleas así. He estado en grandes eventos, pero esta es una de las más grandes de mi carrera”, señaló Canelo tras arribas a Las Vegas. “Me siento contento de darle a la gente la pelea que querían ver. Quiero mostrarle a la gente muchas cosas: que me preparé para noquear como nunca lo he hecho y estoy listo para el sábado”. El jalisciense, quien descartó que quitarle a Golovkin los cinturones de campeón mundial sea su principal objetivo, recordó que no hay más grande placer que la victoria.

“Estamos a nada. Ya hablar está de más. No sé en qué momento esto se hizo personal, pero tanto él como su equipo decían que tenía miedo y yo estoy listo para pelear. Sé que será una de las peleas más duras”, indicó.

“Canelo” estableció que Golovkin tiene muchas debilidades y que las expondrá el sábado. El tapatío calificó como una “pendejada”, la respuesta de GGG sobre no querer noquear a Daniel Jacobs para finalmente aceptar la pelea contra el tapatío y aceptó que estará jugándose el todo por el todo en el ring ante Golovkin.

“Es una pelea 50-50. Espero una pelea de la que la gente hable por mucho tiempo; quiero una pelea que quede marcada en la historia del boxeo. Sé que puede marcar un antes y un después en mi carrera, por eso es especial, no porque sea la victoria 50”, destacó el de Juanacatlán, Jalisco.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus