•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El mánager Julio Sánchez ha vivido las últimas semanas de su vida entre dilemas y certezas, entre lo seguro y lo probable. La misión de configurar una selección nacional que consiga la medalla de oro en los Juegos Deportivos Centroamericanos, lo ha enfrascado en una constante toma de decisiones y ha hecho de su realidad actual una especie de juego de ajedrez, en el que analizar, mover y quitar piezas es una cuestión común para el otrora destacado pelotero. Le restan 25 días para debutar con sus muchachos en el máximo evento deportivo en la historia del país y en su tablero aún quedan 30 piezas, seis deberán ser removidas y las restantes 24 utilizadas según estimen conveniente él y sus cómplices del cuerpo técnico. 

“Esto no es fácil, pero es cuestión de estrategias, de saber mover bien las fichas”, dijo Julio Sánchez durante el entrenamiento de ayer en el nuevo Estadio Nacional Dennis Martínez, añadiendo que “por ahora no se realizarán más recortes en la preselección que actualmente es de 30 peloteros, incluyendo a Cheslor Cuthbert. Será hasta el 8 o 9 de diciembre, antes del congresillo técnico, que la Feniba anuncie a los 24 jugadores que integrarán la selección definitiva”. 

Mientras esa fecha se aproxima y los Juegos Centroamericanos pueden verse a la vuelta de la esquina, Sánchez y su cuerpo técnico seguirán entregándose de cuerpo entero a su trabajo, como lo han hecho hasta ahora con la ambición de estructurar un combinado que brille en el venidero mes de diciembre.

Los dilemas

En los próximos días, la atención del timonel pinolero estará enfocada en determinar “sin romanticismos”, como él mismo dice, quiénes serán los seis peloteros que no estarán en los Juegos. Obviamente no es una decisión fácil, pero es necesaria. Este es el primer dilema que enfrentará Sánchez.

El segundo está ligado al manejo que deberá hacer de los tiradores que están activos en equipos de Ligas Menores y que recibieron el permiso de representar a Nicaragua con ciertas restricciones. “Roniel Raudez puede abrir dos juegos de cinco innings, según me hizo conocer Nemesio Porras, Armando Ruíz, podrá lanzar entre dos y tres episodios cada tres días, mientras que Leonardo Crawford estará disponible para tirar cinco entradas”, manifestó el timonel, añadiendo que “eso nos limita un poco, pero sabremos trazar una estrategia”. 

Otro asunto que ocupa mucho espacio en la mente de Sánchez es la situación del tirador Osman Gutiérrez. “Él ha mostrado un nivel superior al que le conocíamos, ha progresado mucho y contamos con él, incluso lo hemos asignado para que trabaje como abridor, pero lastimosamente, hasta ahora, no tenemos el permiso de su organización”.

Entre los dilemas que enfrenta Julio, también está el de los peloteros de la preselección que no están mostrando un gran nivel con sus equipos en la Liga de Beisbol Profesional Nacional (LBPN). “Con esos jugadores hemos conversado y les hemos pedido que no se confíen, que entrenen fuerte y realicen los ajustes necesarios”.

Las certezas

En medio de tantos dilemas, Sánchez tiene también algunas certezas. Por ejemplo, está convencido, como la mayoría de los seguidores del beisbol, que entre los preseleccionados hay nombres que son intocables por su calidad y trayectoria. “Yo no les voy a mentir, ustedes saben que hay jugadores que son fijos, como Cheslor Cuthbert, Elmer Reyes, Ofilio Castro y el propio Janior Montes”, sostuvo el entrenador, añadiendo además que Ismael Munguía, por su talento y estadísticas, será el jardinero central de la preselección para los Juegos Centroamericanos. 

Otra de las certezas de Sánchez es la presencia del Grandes Ligas Cheslor Cuthbert. “Conversé con él, el pasado domingo, me dijo que continúa preparándose y que cuando su organización le diga cuál será su plan de trabajo, él se integrará al equipo”. 

Una vez que conoció el calendario de Nicaragua para el evento deportivo más importante de la región, Sánchez tuvo las primeras conversaciones con sus técnicos sobre los cinco abridores para la ronda regular. No se atrevió a dar nombres concretos, pero envió señales. La presencia de Wilton López, Carlos Téller y Fidencio Flores es prácticamente segura, y a ellos se integrarían en una rotación de cinco lanzadores Osman Gutiérrez y Roniel Raudez.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus