•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Luego de postular los ocho cargos de dirección que estaban vencidos, la asamblea general de socios de la Cámara de Industria de Nicaragua (Cadin) procedió a su primera reunión para elegir los principales cargos de su junta directiva y la ratificación del director ejecutivo y asesoría legal.

De esta forma, el jueves pasado quedaron electos Claudio Valenti como tesorero; Sergio Maltez de secretario; Mario Amador como vicepresidente y Rodrigo Caldera repite en el cargo de presidente de Cadin para el período 2015-2016.
En sus primeras declaraciones a medios de comunicación tras la elección, Caldera expresó: “Tenemos una agenda de trabajo que vela en función de la competitividad como sector industrial y como país. Hay muchos retos que tenemos que capitalizar para crecer y desarrollarnos más”.
Agregó que entre los temas de interés de esta cámara empresarial está la energía, la devolución de impuestos por parte de la Dirección General de Ingresos (DGI) y la facilitación al comercio por parte de la Dirección General de Aduanas (DGA), tanto para las importaciones como para las exportaciones.

“Tenemos que mejorar en la parte de facilitación, para que los productos producidos en Nicaragua puedan llegar con mayor agilidad a los mercados que tenemos disponibles hoy en día a través de los tratados comerciales”, destacó Caldera.

CRECIMIENTO POSITIVO

Por su parte Mario Amador, el nuevo vicepresidente de la organización empresarial, comentó que las empresas afiliadas a Cadin se ven beneficiadas con capacitaciones constantes a través de cursos  y seminarios a las empresas, “y hasta una maestría hicimos el año pasado para beneficio de nuestros asociados”.

Con relación a las metas futuras, Amador reveló: “Creemos fundamental que la pequeña industria se convierta en mediana y que las medianas escalen a ser grandes, y que las grandes den el salto a empresas exportadoras que contribuyan al desarrollo del país”.

Amador también valoró que ya es hora que Nicaragua cuente con una marca país, que sea reconocida y aceptada a nivel internacional.
“Creemos que sería muy positivo que la tengamos. Pero lo primero que podemos hacer en pro de la marca país es fomentar el consumo de productos nacionales, pues Nicaragua ya tiene diferentes industrias y productos de alta calidad”, aseveró Amador.

Aunque Cadin es una asociación de empresas cien por ciento privada, Amador reconoce que “a través del Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep), tenemos una excelente relación con el Gobierno y queremos mantenerla porque es una forma de incidir directamente en las políticas que se están creando para nuestro sector”.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus