•   Washington, Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El Fondo Monetario Internacional (FMI) aprobó ayer el otorgamiento a Ucrania de un nuevo préstamo de US$1,700 millones, pese a la incertidumbre sobre la deuda del país y del conflicto en el este separatista prorruso.

El consejo de administración del FMI dio su luz verde al desbloqueo inmediato del monto en el marco de un plan de ayuda otorgado en marzo reciente a Kiev, al borde de la quiebra tras más de un año de guerra, por US$17,500 millones en cuatro años, con desembolsos en tramos y sometido a drásticas medidas de ahorro.

El nuevo préstamo busca “que la economía vuelva al camino de la recuperación”, indicó el FMI en un breve comunicado.

“El nuevo tramo (de ayuda) promoverá el crecimiento económico y tranquilizará a los mercados financieros del país y el planeta”, celebró el Ministerio de Finanzas ucraniano en un comunicado, tras el anuncio del FMI.

Pero la tarea se prevé hercúlea: privado de su pulmón industrial en el este, el Producto Interior Bruto (PIB) del país caería de nuevo este año (-9.5%, según el gobierno ucraniano) y la deuda saltaría a casi 135% del PIB, de acuerdo con economistas, contra aproximadamente 70% en 2014.

Temor por “default”

El FMI ha pedido a Ucrania que negocie con sus acreedores para lograr una reducción de su deuda de aproximadamente US$15,000 millones.

Pero las difíciles transacciones, que se desarrollan desde hace varias semanas, han resultado hasta ahora infructuosas y hacen temer un ‘default’ ucraniano que haría huir aún más a los inversores.

Más de 6,500 personas, principalmente civiles, murieron en el este de Ucrania desde que en abril de 2014 comenzó el conflicto entre rebeldes prorrusos y fuerzas ucranianas.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus