•   París, Francia  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Las inquietudes suscitadas por el crecimiento mundial lastraron este viernes los mercados financieros con la desaceleración del motor chino que se precisa, una economía europea aún vacilante y la perspectiva borrosa de una subida de los tipos estadounidenses.

Después de las turbulencias en el mercado de divisas y la bajada continua del petróleo, Wall Street cayó con fuerza: el índice principal Dow Jones perdió un 3.12% y el índice compuesto Nasdaq, que concentra los valores tecnológicos, cedió un 3.52%.

Este desplome seguía a los de las Bolsas asiáticas y europeas, que cerraron todas el viernes con fuertes descensos. El índice Eurostoxx 50 perdió más de un 3%.

Completando el cuadro catastrófico, el petróleo de Texas cayó ayer por primera vez en seis años y medio por debajo de los 40 dólares el barril, aunque al cierre repuntó hasta 40.45 dólares, lo que supone un descenso de más del 70% en poco más de un año.

“La recuperación en Estados Unidos y, en menor medida, en la zona euro y Japón, se verá contrarrestada por la actual desaceleración en China, el crecimiento débil o negativo en América Latina, y Rusia que se recupera muy progresivamente de su recesión del año pasado”, detalla en una nota Marie Diron, responsable de la política de crédito en la agencia calificadora Moody’s.

“Las incertidumbres sobre el frenazo chino se han disparado”, confirma el banco estadounidense Citi en una nota que prevé que el crecimiento de la segunda economía mundial “seguirá siendo ciertamente flojo”.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus