•   Nueva York, Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El petróleo subió el viernes por segunda sesión consecutiva en Nueva York y alcanzó su mayor alza semanal en más de cuatro años en medio del temor por la demanda y la economía mundial.

El barril de "light sweet crude" (WTI) para entrega en octubre ganó 2,66 dólares a 45,22 tras haber subido casi cuatro dólares en la sesión del jueves. En una semana el WTI se valorizó 11%, la mayor tasa en cuatro años y medio.

El alza es aún más elocuente porque los precios cayeron el lunes a niveles bajísimos (38,24 dólares) en medio del descalabro causado por China en los mercados mundiales.

"Es simplemente increíble", dijo Phil Flynn, de la consultora Price Futures Group.

"Los precios rebotaron porque se percibía que su baja era exagerada. Más que nada el mercado está integrando los elementos macroeconómicos; incluido el hecho de que no hubo un crack bursátil", dijo.

La bolsas mundiales se estremecieron esta semana por miedo al enlentecimiento de la economía de China, la segunda potencia económica mundial. Sin embargo, las plazas bursátiles fueron luego recuperándose.

"La caída de los precios se debió menos a una degradación de la demanda que a los temores por el futuro", sostuvo Flynn.

"Cuando los precios del crudo caen por debajo de los 40 dólares, es un signo de que se teme que China haga detener la economía mundial", añadió.

"Pero si miramos las últimas cifras económicas de Europa y Estados Unidos nos damos cuenta de que esos temores (...) eran probablemente exagerados", matizó.

El jueves Estados Unidos anunció una revisión al alza de su PIB y su crecimiento en el segundo semestre fue un sólido 3,7%.

Algunos analistas siguen con dudas. Subrayan que la oferta sigue siendo excesiva y el mercado, en donde hace un año el crudo se pagaba a más de 100 dólares, sigue hoy en un nivel bajo.

"Los mercados petroleros siguen estando extremadamente inestables y los inversores están obligados a actuar primero y pensar después", dijo Tim Evans de Citi.

Evans dijo advertir "un cambio en el ánimo y las percepciones del mercado". "Lo que aún está lejos de aclararse es si el equilibrio del mercado ha cambiado y hasta qué punto", advirtió.

"En los próximos días tendremos elementos sobre esto; comenzando por las evaluaciones de producción de agosto que hará la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP)", indicó.

La Opep ha contribuido a derribar los precios porque desde hace un año se rehúsa a reducir su producción. A esa oferta elevada, se suman también las producciones abundantes de Estados Unidos y Rusia.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus