•  |
  •  |
  • Edición Impresa

En los últimos años, la industria del queso se ha convertido en la materia prima del país, debido a que este genera más del 50% de divisas por exportaciones dentro del sector lácteo de Nicaragua, según la Cámara Nicaragüense del Sector Lácteo (Canislac). Precisamente por ello, el objetivo del Instituto Nicaragüense de Desarrollo (INDE) y el sector lácteo han priorizado potenciar la exportación de este producto a los diferentes países extranjeros, siendo hasta el momento El Salvador el principal comprador del queso nicaragüense. De acuerdo con registros brindados por el INDE, el 40 % de la producción de leche en el país es destinada a la producción artesanal de queso.

Variedades de queso

Según el ganadero y secretario del comité de Expica, Juan Francisco Flores, manifiesta que por sus años de experiencia y conocimiento en producción de leche, estima que en el país existen 34 plantas procesadoras de queso, de las cuales más de 20  son de capital extranjero. Destacó que el 80% de la leche que se procesa en las plantas es utilizada para la elaboración de las variedades: moralique pasteurizado, moralique sin pasteurizar y queso duro (Dry Hard Cheese, Pasteurized).

Queso criollo, mozzarella, ahumado, amarillo, rallado, asado, chihuahua, parmesano, quesillo, mantequilla y crema se destinan al mercado nacional.

El resto de la leche (20%) se destina para elaboración de otras variedades: queso criollo, mozzarella, ahumado, amarillo, rallado, queso asado, chihuahua, parmesano, quesillo, mantequilla y crema, que se destinan al mercado nacional.

Exportaciones

Se prevé que Nicaragua pueda alcanzar mayor desarrollo en la elaboración de quesos para seguir abasteciendo al mercado de El Salvador que es gran productor de queso nicaragüense. Actualmente algunas organizaciones nacionales y del sector ganadero trabajan para registrar la calidad del queso nicaragüense y su futura promoción en los mercados internacionales. “Se necesita posicionar el queso nicaragüense, incrementar las exportaciones y conseguir mejores dividendos”, refiere Eduardo Caldera, miembro de la junta directiva del INDE, al referirse a los esfuerzos que se hacen por lograr el sello de calidad que deba tener el producto lácteo nicaragüense.

También Estados Unidos es un mercado atractivo para el exportador nicaragüense, principalmente por la cercanía, la rentabilidad, el potencial de nuestros productos y el Tratado de Libre Comercio (DR-Cafta), que otorga beneficios arancelarios de los productos nicas, de acuerdo con información compartida en el sitio oficial del Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura en Nicaragua, (IICA).

¿Cómo mejorar?

Para empezar el proceso se requiere que las plantas procesadoras de quesos obtengan la certificación que garantizan la calidad e inocuidad de la leche.  Por ello se debe seguir al pie de la letra las exigencias de cumplimiento de los Sistemas HACCP (Análisis de Riesgo y Puntos Críticos de Control), buenas prácticas de manufactura y SSOP (Sistema de Saneamiento Operacional de Producción), además del empaquetado, etiquetado y código de barra, son en general, todos los requisitos fundamentales para operar de forma satisfactoria en la producción de quesos.

Por otro lado, entre los beneficios que se obtendrían con el alcance del desarrollo quesero, habría que mencionar que la cadena de producción aumentaría, porque al haber mayor demanda de queso, habría mayor demanda de materia prima (leche). A su vez, incrementa la capacidad productiva artesanal, la industrialización y el comercio nacional e internacional.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus