Camila Medal Salaverry
  •   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Una vez que entiende claramente un proceso, se puede enfocar en las formas de hacer mejoras. Revise cada paso del proceso con los siguientes puntos clave en mente para que sus problemas sean escasos o Scarce, por sus siglas en inglés.

Simplifique: Identifique los pasos más fáciles y rápidos de implementar con menos recursos.  Busque cambios en la tecnología, software y mejores prácticas de la industria. Considere cuándo se puede reducir el número de movimientos o partes móviles. Considere cómo reducir las distancias para transportar a las personas, máquinas o materias primas.

Combine: Identifique las oportunidades para combinar dos o más operaciones diferentes.  Reduzca el número de personas que interactúan en el proceso. Promueva que la misma persona, función o departamento haga más para que se agregue mayor valor al sistema en ese punto.  Identifique las redundancias que crean pasos adicionales y trabaje en esos procesos.

Agregue valor: Cree un valor agregado a los nuevos puntos en el proceso. Determine qué se puede hacer en cada paso para agregar nuevo valor o agregar el valor que se creó en algún otro punto en el proceso.  De hecho, esto significa agregar elementos al proceso para asegurarse de que vale la pena invertir en el valor agregado.  Los clientes finales son los que determinan el valor, así que asegúrese de tener la perspectiva de estos clientes en mente. Tenga cuidado de no crear redundancias innecesarias entre los departamentos que pudieran llevar a un conflicto posterior.

Reacomode: Esto puede incluir mover a las personas, equipo, espacios de trabajo, materias primas, etc. Evalúe las opciones para cambiar la secuencia de las operaciones o actividades. ¿Se puede hacer algo antes o después? ¿Lo puede hacer otra persona o se puede hacer en lugar diferente?  Los pequeños cambios pueden hacer una gran diferencia.

Clarifique: Algunas veces descubrimos que el proceso es correcto, pero no se sigue en forma continua.  Tenga cuidado con el cambio solo por el cambio. Quizás descubra que la gente no conoce los procesos, necesita más capacitación o tiene que estar convencida por qué es importante realizar un proceso en la forma indicada.  Aquí es donde la buena comunicación y las habilidades con las relaciones humanas son esenciales.

Elimine: Normalmente, este es el método más efectivo y sencillo. La observación cuidadosa de los procesos que llevan mucho tiempo nos señala los pasos que ya no son necesarios.  A menudo, casi no se tiene que invertir en tiempo o recursos para eliminar estos tipos de pasos.  Solo tenga cuidado de no eliminar los elementos que son esenciales para las siguientes operaciones. Antes de eliminar algo, pregúnteles a las personas involucradas de la organización por qué están realizando un paso.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus