•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Por primera vez desde la década de los 90, Nicaragua cierra su quinto año consecutivo con un crecimiento económico por encima del 4%, lo que según el presidente del Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep), José Adán Aguerri, mantiene las expectativas de un comportamiento similar o mayor para 2016. 

“Para nosotros esto es un logro del país, del sector privado, del consenso entre el Gobierno, empresarios y trabajadores”, señaló Aguerri. 

En promedio, entre 2010 y 2014, el crecimiento económico anual ha sido de 4.7%, mayor al de los dos quinquenios anteriores que fue de 3.1 y 2.8 puntos porcentuales, respectivamente. 

Además, el líder de la cúpula gremial resaltó que en cuanto al empleo formal el aumento fue de 8.2%, frente al 5.4% del año pasado. 

“Cosep ha planteado que es necesario crecer más, pero antes tenemos que asegurar que tengamos un piso de crecimiento, y ese piso de crecimiento es que no pueda bajar del 4%. Ese 4% se tiene que convertir en nuestra ancla para cualquier área. En este sentido, tenemos que asegurar que Nicaragua mantenga ese 4% de crecimiento o más”, reveló.

Para ello, dijo, el sector privado presentará una serie de propuestas a mediano y largo plazo que permitan mejorar la productividad, el acceso de financiamiento, el capital humano y atraer tecnologías al país.  

En cuanto a la atracción de inversión extranjera, que para este año se estima en 1,500 millones de dólares, el presidente del Cosep expresó que en 2016 se espera una captación de entre 1,300 y US$1,500 millones. 

Mejor imagen

Otro de los logros a los que se refirió el presidente de la patronal es la reciente calificación de la agencia de riesgo Fitch Ratings, que dio a Nicaragua la calificación B+ con perspectiva estable. A mediados de año la calificadora de riesgos Moody’s también mejoró la calificación crediticia, que antes estaba en B3, y la subió a B2 con perspectiva estable. 

“Que hoy seamos calificados por las tres calificadoras de riesgo, nos coloca al mismo nivel de más de cien economías en el mundo que tienen esta misma situación. Eso crea una señal para los inversores que andan buscando donde colocar dinero, especialmente en la región centroamericana”, explicó Aguerri. 

Asimismo, refirió, esto facilita que el país tenga acceso a recursos más baratos para financiar proyectos y la posibilidad de que después de 2017, Nicaragua pueda ofrecer bonos de deuda y otros instrumentos en los mercados internacionales. 

Este tipo de calificaciones permiten “darle seguridad al inversor que está comprando un instrumento de una economía que está siendo medida y con un riesgo aceptable”. 

“Lo que la gente quiere es que se mejore la situación en sus hogares y esto se mejora con más recursos. El enfoque tiene que ser generar más empresas, más empleo y eso se traduce en más crecimiento”, concluyó el presidente del Cosep. 

Mientras que para el próximo año, según valoró, el reto será buscar nuevos mecanismos de cómo llevar financiamiento, mejorar el capital humano y lograr la transferencia de tecnologías. 

  • 4.2 por ciento a 4.8% es la proyección de crecimiento estimada para este año, según el Gobierno. 

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus