•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La caída del precio del petróleo tiene un efecto positivo y uno negativo para los países que exportan materias primas como Nicaragua, según varios economistas del país.

El crudo poco a poco se está acercando a los US$20 por barril. El petróleo de Texas, de referencia en Estados Unidos, tuvo un decrecimiento en su precio ayer de 6.7% y cerró en US$26.55.

Según los expertos, aunque el bajo precio del crudo alivia los costos de producción a lo interno del país y disminuye la factura petrolera, produce también una baja del valor de las materias primas o 'commodities' en el mercado internacional, que ayer también cerraron a la baja.

Juan Sebastián Chamorro, director ejecutivo de la Fundación Nicaragüense para el Desarrollo Económico y Social (Funides), dijo que el desplome del precio del petróleo favorece a cualquier economía mundial, “porque todo proceso productivo requiere energía y el petróleo es energía”.

Por ejemplo, para producir oro siempre se requiere de mucha maquinaria pesada y varias horas del día, lo que encarece los costos de producción. Al bajar el valor del petróleo se reducen los costos, explicó.

Sin embargo, los oferentes en el mercado internacional bajan los precios de los 'commodities', porque se fijan en la reducción que están teniendo los costos de producción, expuso Chamorro.

Para Luis Murillo, economista y docente de la Universidad Centroamericana (UCA), por muy industrializado que sea un producto siempre requiere de materias primas.

Murillo sostiene que el bajo precio del crudo tiene un efecto en la disminución de la factura petrolera del país, la cual se ha reducido de más de US$1,000 millones a aproximadamente US$400 millones.

La reducción del valor del petróleo tiene un “efecto bimodal”, sostiene Murillo, pues al reducirse la fabricación de los productos manufacturados en los países desarrollados se da una contracción de la demanda de materias primas.

“El precio de referencia es siempre el precio del petróleo a nivel internacional. Hay una disminución del precio, pero también hay una contracción en la demanda de materias primas, y reducción en los precios. Ahora hay una sobreoferta en todas las materias primas, incluyendo el petróleo”, explicó el economista y docente universitario Murillo.

Para Juan Sebastián Chamorro, se está dando el final de un ciclo de buenos precios de los 'commodities'.

“Esto tiene que ver con lo que se llama un macrociclo, que comenzó hace unos 10 años, de un boom en el precio de los 'commodities', y ahora se está revirtiendo. Pero ciertamente, lo que origina todas estas caídas que estamos presenciando (la caída del precio del café, el azúcar, el maní, la carne, entre otros) se origina por la caída original del precio del petróleo”, afirmó.

Chamorro manifestó que algunos productos tienen más beneficios que otros por la caída del valor del crudo, porque unos tienen costos de producción más altos que otros.

La economía mundial

La caída de la economía de las potencias mundiales también tiene su efecto en ese problema, por el lado de la demanda, explican los economistas.

La economía de China, que crecía cada año por encima del 10%, hoy está creciendo entre 6% y 7%, explicó el economista Oscar Neira. Esto supone que esa potencia hoy no está comprando materias primas como lo hacía antes.

“Eso hizo que las exportaciones de Latinoamérica bajaran en el año 2015 y es un daño colateral del efecto positivo de la caída del precio del petróleo”, reveló Juan Sebastián Chamorro.

Además hay que señalar que ese país ha reorientado sus prioridades y está promoviendo un mayor consumo de productos nacionales en el mercado interno, dejando de comprar en el exterior.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus