•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El 24.7% de los hogares nicaragüenses del área urbana tiene al menos un vehículo.  De  esa proporción el 40.8%  se fabricó entre 2009 y 2016, el 37.24% entre 2003 y 2008 y el 35.62%  antes de 2002, revela el Sistema de Información de Mercado de M&R Consultores elaborado en septiembre.

Las facilidades que promueven las casas comerciales y las instituciones bancarias  son un factor relevante para la adquisición de vehículos nuevos. Muestra de ello es el crecimiento de las ventas de vehículos nuevos a partir de 2012.

La Ley 524, Ley General de Transporte Terrestre,  en su artículo 94 promueve la modernización del parque vehicular establece que no se puede  importar vehículos  usados mayor a diez años de antigüedad. Sin embargo, pueden circular vehículos con más años, siempre y cuando cumplan satisfactoriamente la inspección mecánica. END

El comisionado Edgard Sánchez comenta que la proporción de accidentes ocasionados por desperfectos mecánicos es mínima, aunque no se precisa el dato. “Los vehículos que están chocando es por maniobras del conductor: giros indebidos, invasión de carril o manejar en estado de ebriedad. Ocurren accidentes por desperfectos mecánicos, pero son pocos”, comenta.

Más: Capital con más carros que calles

La inspección mecánica vehicular, que debe realizarse anualmente a los vehículos particulares y cada seis meses a los buses escolares y transporte público, disminuye la probabilidad de accidentes a causa de desperfectos. 

A criterio de René Vallejos, ingeniero mecánico y docente de la Universidad Nacional de Ingeniería, la contaminación provocada por la emisión de dióxido de carbono de los vehículos es baja debido a lo nuevo de los vehículos. “La mayoría de los vehículos en circulación son del 2000 para acá, por lo que todo su sistema está en buen estado. Ya cuando tienen más de quince años es que comienzan a presentar más problemas, pero si se les da el mantenimiento adecuado  en el tiempo debido funcionan muy bien por más tiempo”, explica.

En suroriente y occidente la mayor proporción de vehículos en circulación son modelos de 2003 y 2008, 14.5%  y 22.7% respectivamente. En las zonas restantes predominan los vehículos de 2009 a 2016.

El poder adquisitivo es el factor decisivo para la compra de un vehículo. Los datos de M&R demuestran que en los hogares pertenecientes al NSE medio a alto  la mayoría tiene un vehículo de los años 2009 a 2016, el 27.7%. Mientras que los hogares del nivel socioeconómico medio bajo a bajo adquieren mayoritariamente vehículos con más de 14 años de antigüedad.

Del total del parque vehicular centroamericano a diciembre de 2015, el 14% tenía entre 10 y 15 años de antigüedad, mientras que el 32% pertenecía a vehículos de los años 1986 al 2000, según CentralAmericaData.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus