•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

A diferencia de las clásicas rebajas, las ofertas del Black Friday se concentran en muy pocos días, incluso en horas, como las denominadas ofertas “flash”. Esto, junto con lo limitado de algunas de ellas –por ejemplo, solo para una cantidad determinada de productos- lleva a que se compre muchas veces muy rápido y sin meditar demasiado las compras. El resultado, comprar de más y en algunos casos llegar al problema de cómo administrar este gasto excesivo.

Para evitar esto, hay que planificar la jornada de compras, informarse y buscar siempre el máximo beneficio evitando costos innecesarios. Seguir una pauta, les ayudará a conseguirlo:


1. Hacé una lista de las ofertas que querés aprovechar: Antes de salir de tu casa, llevá una lista en la que por orden de prioridad, plasmés lo que necesitás y querés comprar bajo el concepto de oferta de Black Friday.

2. Fijate en los incentivos que ofrece cada tienda: Tomá eso en cuenta al decidir a qué tiendas ir pero recordá que usualmente tienen un límite y a veces se agotan rápido. Tal vez no valga la pena ir por el incentivo para las primeras personas que vayan a la tienda, sino ir por los buenos precios para lo que realmente necesitás.

3. No te dejés llevar por la emoción: A veces, por saber que vinimos dispuestos a comprar algo, gastamos más de lo que planeábamos o compramos cosas que en realidad no habíamos presupuestado. Tené mucho cuidado y control ese día ya que muchas ofertas se ven buenísimas por la forma en que están presentadas.  

4. Tené un plan del recorrido que harás: Averiguá las horas en que abren las tiendas y trazá tu mapa. Recordá que ese día hay mucho tráfico y personas en las tiendas así que no planeés ir a más de una tienda cada una o dos hora.

5. Tomá medidas de seguridad: Si ves mucha gente reunida esperando que abra una tienda, tené mucho cuidado ya que algunos se podrían tornar violentos o la multitud podría aplastarte. Recordá que estar a salvo es mejor que cualquier oferta o regalo. Además, evitá llevar muchas tarjetas o dinero en efectivo. Podés llevar una tarjeta prepagada para cuidarte de que te roben y también sirve para tener mejor control de lo que gastés.

6.Usá zapatos cómodos: Recordá que vas a tener que caminar mucho o estar parado mientras esperás para entrar a la tienda o pagar. ¡Así que usá tus zapatos o tenis más cómodos ese día!

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus