•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Las buenas expectativas que se mantienen de un crecimiento en la producción de café, de hasta un 8%, harán que se incremente la oferta de empleo hasta aproximadamente 350,000 puestos de trabajo durante la cosecha del grano, que inicia a finales de octubre, afirmaron representantes del sector.

“Tenemos la  posibilidad de crecer un 8% en volumen, en cuanto a la producción. Este crecimiento se establece en base a una cantidad de 2,500,000 de quintales que fue el calculado el año pasado, entonces, en la cosecha 2017-2018 la expectativa es llegar a 2,700,000 quintales”, dijo Juan Ramón Obregón, secretario ejecutivo del Consejo Nacional del Café (Conacafé).

Obregón mencionó que los productores ya empezaron a hacer sus contactos en las zonas donde contratan obreros todos los años para cortar café y que se están haciendo los arreglos para asegurar, que una vez que madure el café, se disponga de la mano de obra necesaria para sacar la cosecha. “Se estima que podríamos llegar a emplear 350,000 personas en toda la cadena productiva del café”, aseguró.

“Los productores hacen esfuerzo por atraer a los obreros que vienen de la zona del Corredor Seco de Nicaragua, la inversión es seria en el sentido de hacer mejoras en el alojamiento, alimentación, transporte, diversión, medicina, escuelas, CDI, hay un nivel de inversión social muy importante”, agregó Obregón.

Los cálculos de Obregón, en cuanto a producción, se asemeja a la meta establecida por el Gobierno para el ciclo 2017-2018, que estima un crecimiento de 7.1%, proyectando una exportación de 2,700,000 quintales del grano de oro.

Las expectativas de crecimiento se basan, según Obregón, en un buen invierno y en las mejoras que se han hecho en las plantaciones.

Aunque Norlan Antonio Dávila, representante de la Unión de Cooperativas de Cafés Especiales de la Cordillera Isabelia, coincide en que habrá mejoría en la producción, afirmó que “podría no ser parejo” en todas las regiones cafetaleras.

“El invierno ha sido excelente para el café, el cual en algunas zonas puede aumentar su producción. La zona de Matagalpa por decirlo, el clima fue propicio para que el café tuviera una buena floración. Entonces, ellos van a tener buena cosecha, pero quizás no en Jinotega, y esto se debe a los efectos del cambio climático”, valoró Dávila.

Aun así, Dávila reconoce que “el sector café ha ido desarrollándose, mejorando su técnica, ha ido cambiando su forma de producir, ha ido también implementado variedades (de café) más resistentes”.

El representante de la Unión de Cooperativas de Cafés Especiales de la Cordillera Isabelia también señaló que se necesitarán más obreros para los cortes de café, pero prefirió ser “prudente” con las cifras y esperar que llegue el momento de la cosecha para valorarlo.

Uno de los problemas que podría enfrentar el sector es que los cortadores decidan migrar a otros países, porque el precio internacional del grano ha caído y eso les resta competitividad a los productores, para aumentar el valor de la lata de café cortada por los obreros, opinó el cooperativista.

Obregón coincidió con Dávila al señalar que el precio internacional actualmente está en el rango de los US$130 a US$140 por quintal, por debajo de los costos de inversión.

La base para negociar el pago por la lata de café es de C$30, pero en esto tiene que ver muncho la voluntad del productor y los obreros, es una negociación. Ha habido momentos en que se ha pagado hasta C$50 por lata de café, porque el precio (internacional) lo ha permitido, señaló Obregón. 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus