•   San Salvador, El Salvador  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La Federación de las Cámaras de Comercio del Istmo Centroamericano (Fecamco) presentó el pasado viernes en San Salvador, el estudio técnico “Evolución de la Situación Fiscal en Centroamérica 2009-2016”.

El estudio se realizó con el objetivo de mostrar la realidad fiscal de la región y generar conciencia sobre el uso eficiente de los impuestos.

El informe, presentado por Álvaro Elizondo, director de la Cámara de Comercio de Costa Rica, además, hace una comparación con los países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

Las principales variables del estudio, expuestas por Elizondo, son la carga administrativa de las empresas para pagar impuestos, carga impositiva sobre el nivel de ganancia, distribución y calidad del gasto público y la informalidad.

Las empresas de Centroamérica tienen una carga impositiva promedio de 45.8% de sus ganancias. Guatemala tiene la más baja, con 35.2%, y Nicaragua, la mayor: 60.8%.

El directivo de la Cámara de Comercio de Costa Rica, Elizondo, alega que estas cifras indican un problema de tasas y de cantidad de impuestos, que derivan en otras problemáticas como la eficiencia en la recaudación.
“La cantidad de impuestos lo que genera es un problema de eficiencia en la recaudación. Si hay 100 impuestos, se debe administrar esa misma cantidad (de impuestos). Eso hace que el sistema sea complejo y la probabilidad de que alguien se libre de pagarlos, es altísima. Las tasas también son relativamente elevadas, en el caso de las de renta (Impuesto sobre la renta) 30%, aproximadamente, y los impuestos al valor agregado cercanos al 15%”, explicó.

La complejidad de los códigos tributarios también supone un reto en la región. 

De acuerdo con el estudio, en Centroamérica en promedio las empresas destinan 250 horas para cumplir con las obligaciones tributarias.

“Son tan complejos nuestros códigos tributarios que necesitamos muchas horas para poder cumplir  con toda la legislación. En un país desarrollado se necesitan unas 160 horas para hacer una declaración de impuestos correcta y poder pagar, al simplificar el sistema tributario, la probabilidad de que usted pague es más alta”, aseveró.

Los problemas fiscales planteados anteriormente, incidirían en el incremento de la  informalidad de las economías. En promedio, entre 1999 y 2007, la informalidad llegó hasta 64% en el caso más severo (Panamá), en otros como Costa Rica lograba un 26%, Nicaragua por su parte registró 45%.

“Con tantos impuestos, tasas tan elevadas, llevamos a que se incremente el sector informal. Entonces ahí tenemos un problema, un pequeño porcentaje de la población aportando al desarrollo  del país y el resto en el sector informal, pero que son demandante de los servicios públicos, salud y educación, por ejemplo”, dijo.

Propuesta

El estudio de Fecamco reconoce que el gasto público es rígido. 

“Hay gran parte del gasto que no puede modificarse, no le podemos decir al Estado que reduzca su gasto, pero si pedir que sea eficiente”, aseguró el directivo de la Cámara de Comercio de Costa Rica.

Elizondo expuso que la informalidad es de las problemáticas “más difíciles de abordar, porque no se resuelven en el corto plazo”.

Una de las propuestas que sugiere el estudio es ampliar la base de los contribuyentes, “darle incentivos a la gente a que se una a la formalidad, facilitando los procesos de declaración, por ejemplo”, comentó Elizondo.

Otra de las recomendaciones se centra en: “Mantener en el tiempo las tasas vigentes sin alteraciones al alza porque provocaría un traslado del sector formal al informal”.

Y finalmente, incentivar el crecimiento económico para lograr mayores niveles de ingresos tributarios.

“A mayor crecimiento, mayor actividad económica que conlleva mayor recaudación. Mas transacciones, trae más IVA, más ingresos de las empresas genera más impuesto sobre la renta, si se incentiva la actividad económica, la recaudación automáticamente aumenta”, indicó.

Tecnologías

Las declaraciones y pagos de impuestos a través de sistemas en línea constituyen una experiencia positiva en la región, según miembros de Fecamco.

Por ejemplo, actualmente en Managua es posible realizar a través del sitio web de la municipalidad, la declaración y pago del impuesto municipal, pago de cuota fija, rodamiento, declaración mensual, retenciones municipales, bienes inmuebles, entre otros trámites.

Además, la Dirección General de Ingresos ( DGI ) puso en práctica la Ventanilla  Electrónica Tributaria, en la que los contribuyentes declaran sus impuestos y posteriormente los pagan a través de las sucursales electrónicas de los bancos del Sistema Financiero Nacional.

Guatemala es un caso similar, pues el pago de los impuestos más grandes, el Impuesto sobre la Renta y el Impuesto al Valor Agregado, se hacen electrónicamente. Además, existen otros procesos como el monitoreo de las facturaciones de las empresas en tiempo real.

Para Jorge Briz, presidente de la Cámara de Comercio de Guatemala y presidente de la Federación de las Cámaras de Comercio del Istmo Centroamericano (Fecamco), aunque las leyes son complejas es mejor hacer las declaraciones de impuesto por la vía electrónica.

“Yo los hago así desde hace unos tres o cuatro años. El IVA y el IR se pagan electrónicamente. Incluso, la facturación (de su empresa) ya es por vía electrónica. Inmediatamente, lo que yo vendo en mi negocio lo estoy reportando al fisco y el mismo puede ver toda mi facturación en tiempo real”, aseguró.

En Costa Rica también todos los pagos de impuestos se pueden hacer en línea. Estas facilidades forman parte de una estrategia del gobierno costarricense desde hace ocho años aproximadamente.

“En Costa Rica las declaraciones se pueden hacer en línea y simplifica mucho los trámites. El país desde hace varios  años adoptó una estrategia de gobierno digital, casi todos los ciudadanos tienen firma digital, hacemos nuestros trámites en línea porque esta firma tiene la misma validez de una  convencional”, afirmó Elizondo

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus