•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Cuando se va a construir o remodelar intervienen muchos actores: la persona que tiene la necesidad, el maestro de obras, el arquitecto y el ingeniero; sin embargo, ¿qué tan activo es el rol de las mujeres en este tipo de decisiones?

En un sondeo realizado recientemente por la compañía Plycem entre 200 maestros de obra centroamericanos, se determinó que las mujeres juegan un papel protagónico e influyente sobre las decisiones tomadas en el hogar en materia constructiva. 

El abanico de posibilidades es muy amplio, desde identificar secciones en el hogar que requieren de forma urgente una reparación hasta plantear la necesidad de una ampliación para beneficio de todos los miembros de la casa. Estas son algunas de las maneras como se evidencia la presencia femenina en el hogar.

De acuerdo con el sondeo, el 80% de las necesidades que requieren la contratación de los servicios de un especialista fueron identificadas inicialmente por la mujer, aunque posiblemente la contratación y negociación final de la obra se haga con el jefe de hogar. 

Así lo refleja el 52% de los maestros de obras que indican haber sido contratados directamente por el jefe de familia (hombre), frente al 29% que dijo haber negociado la contratación con una mujer jefe de hogar. 

Esta realidad no puede ser obviada por los fabricantes de productos para la construcción y proveedores que intervienen en esta industria. Algunos de los factores más determinantes que busca el segmento femenino cuando debe elegir materiales o sistemas para remodelar y construir son: el acabado (24%), la duración (17%), la seguridad (17%), la limpieza del método (17%), la calidad (12%) y resistencia (9%).

Los mercados están cambiando aceleradamente, tanto que están modificando los hábitos de consumo de categorías como la construcción que por décadas fue relacionado exclusivamente al género masculino. 

Según la revista internacional Forbes el 65% de las compras totales en bienes y servicios a nivel global es controlado por mujeres, dato que refuerza la necesidad de definir y enfocar estrategias para alcanzar de forma efectiva a este segmento meta. 

Una persona con conocimiento toma decisiones sobre lo que le conviene sin enfocarse solamente en la variable de precio, pero además le permite cuestionar sanamente al resto de interventores del proceso para asegurar la calidad y desempeño de la obra.

“Nuestros esfuerzos de comunicación y campañas educativas están dirigidas a clientes variados, con necesidades y conocimientos diversos. El público femenino nos permitió romper con el mito de que la construcción es solo para varones, por eso tenemos secciones especialmente creadas para ellas”, comentó Ronald Thámez, gerente de mercadeo corporativo de Plycem.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus