•  |
  •  |
  • Edición Impresa

El Cantri es un nombre sarcástico para un proyecto de vivienda construido para las personas de más escasos recursos en Jujuy, una de las provincias más pobres de Argentina. El mensaje es que sus 15,000 habitantes no tienen menos derecho a la comodidad que los residentes de una comunidad amurallada elegante, conocidas en Argentina como "cantris".

El proyecto difícilmente es discreto. Un patio de juegos está equipado con resbaladillas con forma de dinosaurio, mientras que un enorme parque acuático tiene gigantescos leones marinos de plástico. Hay una réplica a escala completa del Kalasasaya, un templo precolombino, construido de concreto. El Cantri tiene dos fábricas, una clínica y un centro deportivo. Encima de cada casa hay un tanque de agua que lleva plasmadas imágenes de héroes populares como el Che Guevara y Eva Perón.

El asentamiento fue construido por Túpac Amaru, un movimiento social que durante 17 años ha ofrecido vivienda y otros servicios a 70,000 jujeños pobres. El grupo prosperó durante la docena de años durante los cuales Argentina fue gobernada por los populistas Kirchner: el difunto presidente Néstor Kirchner y luego su esposa, la presidenta Cristina Fernández de Kirchner. Era el tercer empleador más grande en una provincia agrícola remota, en la cual un 45 por ciento de las tierras es propiedad de solo cinco compañías, según Carlos Aramayo de la Universidad Nacional de Jujuy. La lideresa agitadora de Túpac Amaru, Milagro Sala, es una celebridad: el papa Francisco la invitó al Vaticano en 2014.-No se construyeron todas las 8,500 casas que se estipuló en  el contrato-

Las elecciones de Argentina en octubre pasado significaron un cambio de régimen y un dramático revés para Sala y su movimiento. Gerardo Morales se convirtió en el primer gobernador no peronista de Jujuy en más de 30 años. Es aliado del nuevo presidente centroderechista, Mauricio Macri, quien es más probable que apueste por la libre empresa y la nueva infraestructura que a los movimientos sociales izquierdistas.

Un choque no tardaría en llegar. El 10 de diciembre, el día que asumió el cargo, Morales dijo que todas las cooperativas deben registrarse ante el gobierno para continuar recibiendo dinero. Cuatro días después, Sala y sus simpatizantes establecieron un campamento afuera de su oficina, demandando una reunión. La policía la arrestó el 16 de enero, diciendo que había incitado a la violencia. Desde entonces, los cargos se han acumulado: es acusada de fraude, extorsión y conspiración. Los jueces han ordenado que sea mantenida en prisión mientras los fiscales investigan. No es seguro que el movimiento Túpac Amaru, llamado así por el líder de un levantamiento contra los españoles en 1780, vaya a sobrevivir a la embestida.

Corrupción 

Joaquín Millón, el nuevo investigador anticorrupción de Jujuy, alega que más de la mitad de los 90 millones de dólares canalizados por el Ministerio de Planificación nacional a Túpac Amaru a través del gobierno provincial y autoridades municipales entre 2004 y 2015 ha desaparecido. El movimiento cooperativo fue contratado para construir más de 8,500 casas, pero después de recorrer más de 30 proyectos, Millón concluyó que 2,300 estaban incompletas o no existían. Los residentes de El Cantri dijeron al fiscal de Jujuy, Mariano Miranda, que el movimiento retuvo ilegalmente los títulos de propiedad de sus casas y amenazaba con desahuciarlos si no apoyaban a Sala. Ella ha negado todas las acusaciones.

El escándalo plantea interrogantes incómodas para Fernández. Han surgido denuncias que vinculan a su familia con el escándalo en Jujuy. En abril, un diputado provincial que anteriormente fue miembro de Túpac Amaru indicó a un juez que Sala había entregado maletas de efectivo al hijo de Fernández, Máximo Kirchner, en la Quinta de Olivos, la residencia oficial del presidente. Ambos lo niegan.

-El parque acuático que estaba en el centro de la comunidad antes de ser drenado-Grupos defensores de los derechos humanos han saltado en defensa de Sala. Amnistía Internacional criticó su arresto inicial, diciendo que ella había sido "criminalizada por ejercer pacíficamente sus derechos a la libertad de expresión y la protesta". En marzo, el Grupo de Trabajo sobre Detenciones Arbitrarias de Naciones Unidas instó al gobierno de Argentina a justificar su detención por escrito.

Miranda enfurece por las críticas. "Dicen que ella es una prisionera política, pero se le está garantizando el debido proceso", expresó molesto. "Amnistía Internacional no ha tratado de vivir cerca de Milagro Sala".

Arcas se secan 

Los beneficiarios del trabajo de Sala están empezando a perder la confianza. Las casas pintadas en color pastel de El Cantri están mostrando signos de deterioro. La fábrica de ropa, inaugurada en 2008 por Fernández, supuestamente emplea a 146 personas, pero solo se pudo ver a un puñado durante un recorrido reciente. El parque acuático, el centro de la comunidad, ha sido drenado. Ya que Túpac Amaru se negó a registrarse, sus arcas también están secas.

"Un 90 por ciento de las personas aquí está contra Milagro Sala", expuso un hombre que vive cerca de El Cantri. "Pero eso no significa que se opongan a Túpac Amaru".

Si el movimiento desaparece, Jujuy necesitará algo que lo reemplace. Más de la mitad de los jujeños son pobres y los empleos son escasos. A las 3:00 de una tarde reciente, la fila de beneficios en la oficina postal de San Salvador de Jujuy se extendía toda una cuadra. El último tren de pasajeros a Buenos Aires partió en 1993.

Las promesas de Macri 

Jujuy está entre las 10 provincias que son más beneficiadas con el Plan Belgrano, un programa promovido por Macri para reducir la pobreza, alentar el emprendimiento y mejorar la infraestructura en el norte.

"Durante décadas, Argentina dio la espalda al norte", declaró el presidente durante una visita a Jujuy el 16 de mayo, en el transcurso de la cual prometió explícitamente que respaldaría proyectos "que no sean sinónimo de corrupción". Para los residentes de El Cantri, esos planes significan poco comparado con la realidad tangible de su comunidad en peligro. Daniela Calderón, una maestra en la recién inaugurada escuela primaria, estalla en lágrimas mientras ve a sus alumnos jugar felizmente en el patio de juegos. "Están 

desintegrando gradualmente a nuestra organización", lamentó. "Pero regresaremos, más fuertes". Dados los problemas monumentales de Túpac Amaru, eso podría resultar una esperanza vana.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus